Manuela Carmena, alcaldesa de Madrid/ Wikipedia
Manuela Carmena, alcaldesa de Madrid/ Wikipedia

El Ayuntamiento de Madrid tiene previsto aprobar en noviembre un borrador sobre “derechos humanos” que contempla, entre otras cuestiones, la eliminación de los símbolos religiosos de los espacios públicos.

Es lo que se desprende del apartado del borrador en el que se explica que el ayuntamiento gobernado por Manuela Carmena borrará los símbolos religiosos “en espacios públicos destinados a servicios públicos que produzcan una clara identificación con una confesión concreta, la regulación de la participación institucional municipal en actividades religiosas, el uso de recursos y patrimonio municipal por organizaciones religiosas, etc”.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

En este punto se deja claro que estas medidas pretenden situar a todas las confesiones religiosas al mismo nivel, independientemente del número de ciudadanos que la profese.

De esta forma, Carmena creará una “Mesa de diálogo interreligioso” para llevar a cabo “un diagnóstico de los posibles puntos críticos existentes desde una perspectiva de derechos humanos” que, entre otras, servirá para la futura “ordenanza de convivencia y regulación del uso del espacio público, etc”.

El ayuntamiento de Madrid estudiará las posibilidades legales de recuperar (expropiar) el uso de espacios públicos cedidos a confesiones religiosas

Otra de las medidas que maneja el gobierno de Ahora Madrid es la de revisar la normativa municipal para “garantizar la aconfesionalidad del Ayuntamiento”. Sin duda, un título pomposo detrás del cual se esconde un estudio sobre la cesión del uso del patrimonio, espacios o suelo municipal “para garantizar que no se privilegia injustificadamente a ninguna confesión religiosa”. Por ello incluirá el análisis de las posibilidades legales de recuperar el uso de esos espacios (expropiación), llegando incluso a plantear una normativa sobre esta materia.

Rechazo incluso del PSOE

Asimismo, el Ayuntamiento podemita contempla en este borrador instar al Gobierno de España a revisar la normativa estatal sobre exenciones fiscales (con impacto en el ámbito municipal) a confesiones religiosas “para garantizar un acceso igualitario a las mismas y que no se dan, de facto, posibles privilegios fiscales hacia una determinada creencia religiosa que no fueran conformes a los estándares internacionales de derechos humanos”.

Por último el equipo municipal de Carmena, aunque formalmente diga perseguir la igualdad, admite en este plan que favorecerá a las confesiones religiosas minoritarias. Lo hace en el punto sobre “fomento del conocimiento entre la ciudadanía del derecho a la libertad de conciencia y religión y de la diversidad cultural y religiosa existente en Madrid”. Para ello incluye charlas, visitas, exposiciones o la “noche de las religiones” con las que pretende la “formación y capacitacion del personal municipal (en la que participen las propias confesiones religiosas en especial las minoritarias), en particular servicios sociales, de mediación y policía municipal”.

De momento se trata de un borrador y no ha sido sometido a votación, algo que no se antoja fácil porque todos los grupos -incluido el PSOE- han rechazado estas 24 medidas impulsadas por Manuela Carmena.

Comentarios

Comentarios

Compartir
Licenciado en periodismo por la Universidad CEU San Pablo de Madrid. Tomó la alternativa en Intereconomía -semanario Alba, La Gaceta, Los Últimos de Filipinas, Dando Caña, 12 Hombres sin vergüenza- de la mano de Gonzalo Altozano y Kiko Méndez-Monasterio, de los que aprendió incluso algo de periodismo. Más tarde escribió para los digitales La Información y Periodista Digital. Viajó a Irak antes que a Roma, le apasionan la Historia y la tauromaquia. Nazareno de Sevilla.