La imagen de la Virgen de Luján profanada en Buenos Aires/Twitter: Agencia AICA.

Una réplica de la imagen de la Virgen de Luján colocada en la puerta del centro de espiritualidad palotina San Bonifacio ha sido profanada recientemente en Buenos Aires, Argentina.

Según han apuntado varios testigos, en la madrugada del lunes 13 de febrero una mujer rompió el vidrio laminado de la vitrina y cogió la imagen para arrojarla al suelo.

A la mañana siguiente, un portero vio la imagen destrozada en el piso y la guardó.

“La imagen ahora está conmigo. Tiene quebrado el torso, la nariz, las manos y los rayos, la cabeza está salida y pudo encontrarse la corona que estaba tirada en el piso”, ha relatado a AICA el P. Rubén Führ, rector regional de los palotinos (Sociedad del Apostolado Católico).

La imagen profanada de la Patrona de Argentina se instaló en febrero de 2015 y según el sacerdote “mucha gente que pasa tocaba la imagen y rezaba ahí”.

El rector atribuyó el ataque a una persona “al parecer desequilibrada” y expresó su indignación por el hecho de que “en la comisaría no le tomaron la denuncia”.

La comunidad espera poder restaurar la imagen y, en caso de no ser posible, deberá ser reemplazada.

El centro de espiritualidad de los palotinos se encuentra en la sede de la comunidad católica alemana, en Buenos Aires, donde también funciona la casa provincial de la congregación.

*Este artículo ha sido publicado originalmente en ACI Prensa.

Comentarios

Comentarios