Autores Publicaciones por Alicia V. Rubio

Alicia V. Rubio

23 MENSAJES 0 Comentarios
Riojana. Filóloga Profesora de educación física. Madre objetora a educación para la Ciudadanía. Estudiosa de la ideología de género. Conferenciante, tertuliana en programas de radio y televisión. Miembro de la Ejecutiva Nacional del partido VOX. Escritora de novelas y ensayos. Perseguida por su libro “Cuando nos prohibiernos ser mujeres…y os persiguieron por ser hombres”. Buscadora de la verdad. Defensora incansable de los derechos humanos fundamentales.

Venezuela sufre una situación de emergencia humanitaria, algo que pocos ignoran aunque muchos no quieran aceptarlo porque, con la aceptación de esa realidad, viene pareja la aceptación del fracaso absoluto de esas benéficas democracias populares.

Me cuesta dejar de ser machista y homófoba. Yo no puedo, como mi ejemplar ministra, defensora de las mujeres y gayfriendly, despreciar a mujeres y homosexuales. En cambio, aborrezco los lobbies feminista y LGBTI, y su utilización de mujeres y homosexuales en propio beneficio. Todo lo hago al revés.

Eso son los estudios de género que pagamos todos con nuestro dinero: un foco de adoctrinamiento en el odio, la mentira y la irracionalidad por lo que, a la vista de tales enseñanzas, casi prefiero una ministra mentirosa que una loca sectaria.

El cristianismo, y el catolicismo en concreto, tiene una serie de preceptos y normas cuyo incumplimiento es pecado, una noción sólo aplicable a los miembros de esa religión, que no afecta a los que no lo son y que funciona al margen de las leyes, porque implica a la moral privada.

Las 'Católicas por el derecho a decidir' creen en un derecho a la okupación de inmuebles, no consideran de recibo que eso se haga con su cuerpo. Que el 'okupa' no es otra cosa que un grupo de células muertas molestas de ninguna especie que por casualidad suelen tomar forma humana.

En el proceso de socialización de los menores se producen roces y abusos que son parte del aprendizaje y que deben ser erradicados. Desgraciadamente hablamos de un problema que da dinero y ese dinero nos va a dar problemas. Concretamente, un aumento exponencial de bullying.

Los líderes lemmings son esas personas que analizan adecuadamente esa situación que desespera a muchos ciudadanos, la critican, encabezan la disidencia y disponen de un cierto poder mediático y un respaldo económico que les facilita llegar a muchos descontentos.

Nada hay de “memoria” en la interpretación obligada de unos hechos que no se han vivido. Nada hay de “democrático” en la imposición de una visión única y sesgada de los hechos históricos. Nada hay de “libertad” cuando la verdad viene dirigida desde fuera.

Los madrileños, podíamos habernos encontrado que la rubia fuera un negro del Senegal, la morena una nórdica de Erasmus, El Julián un chino de 80 años, la Señá Rita una niña y Don Hilarión un antropomorfo adolescente de género fluido.