Autores Publicaciones por Carlos Rodríguez Braun

Carlos Rodríguez Braun

34 MENSAJES 0 Comentarios
Economista, periodista, profesor y conferenciante. De eso cobro. Todavía. Como cantante y actor no. Todavía.

Estamos en puertas de una “huelga feminista” planteada contra el capitalismo. ¡Como si el anticapitalismo hubiese tratado bien a las mujeres! Se trata, por supuesto, de una nueva trampa de la izquierda.

Los comunistas desearon para las pasadas navidades: “pan, trabajo, techo y dignidad para todas”. Es decir, exactamente lo que han negado a todas (y todos) en los países donde han gobernado.

Se nos dice que los sistemas tributarios progresivos castigan a los ricos y benefician a los pobres. Sin embargo, la progresividad no castiga especialmente a los ricos. De hecho, no podría recaudar Hacienda lo que recauda si se concentrara sólo en los millonarios.

Muchos presumen de estar a favor de los pobres y la realidad de la pobreza es que ha registrado en nuestro tiempo la mayor reducción de la historia. Pero esa inédita mejora no ha sido consecuencia de las medidas que proponen los pretendidos amigos de los pobres, porque no se ha debido a ninguna revolución socialista

El nacionalismo agita sin cesar el derecho a decidir cuando no quiere significar nunca que los catalanes decidan libremente, sino solo que decidan separarse de España.

"Los laicos ven víctimas por todas partes, hordas de gente sufriendo que necesitan ser rescatadas de la injusticia", según explica Theodore Dalrymple.

Tituló en portada El País: “Los repudiados del capitalismo en China”. El antetítulo explicaba: “Unos 10.000 niños discapacitados o enfermos son abandonados cada año en orfanatos porque sus familias no pueden mantenerlos”.

Sabido es que San Pablo ponderó la caridad por encima de las otras virtudes teologales: “Ahora subsisten la fe, la esperanza y la caridad, estas tres. Pero la mayor de todas ellas es la caridad” (1 Cor 13, 13).

La reivindicación de los izquierdistas de ser como la Madre Teresa en la atención a los más desfavorecidos es una mentira en todos los caso; no sólo en el del socialismo más carnívoro, sino también en el caso del más vegetariano, el caso de la socialdemocracia.