Persecución

Persecución

El genocidio cristiano en Oriente Medio y África es una de las formas del horror, a menudo silenciado, en nuestro tiempo. La expansión del terrorismo islamista por Irak, Siria, Libia, Egipto, Túnez o Nigeria está provocando la muerte y el éxodo de decenas de miles de cristianos. La amenaza se extiende a otros países en Asia como Pakistán, Afganistán, China y algunas zonas de la India, donde ser cristiano es asumir un riesgo real de ser asesinado o de perderlo todo. Usamos las mejores fuentes sobre el terreno, en las zonas de mayor peligro, para contar lo que otros medios no están contando sobre la persecución de las comunidades cristianas en las zonas de guerra o de integrismo islamista.

Las monjas secuestradas volvían de un funeral cuando fueron asaltadas por hombres armados, que hirieron en las piernas a otras dos compañeras. Nigeria es uno de los países en los que más se está recrudeciendo la persecución a los cristianos, a manos de Boko Haram y otros grupos extremistas.

El primer ministro Imran Jan ha rechazado la violencia de los islamistas radicales que han amenazado de muerte a los jueces que han absuelto a Bibi. El abogado del hombre que acusó a Asia Bibi reclama una revisión del caso y alega que no se ajusta a la correcta aplicación de la ley de blasfemia.

La organización española ha recabado el apoyo de ciudadanos de todo el mundo en numerosas campañas para pedir su liberación. También difundió en exclusiva el mensaje que transmitió a su hija en noviembre de 2016 en el que expresaba su esperanza de llegar a residir en España.

La decisión establece que Asia Bibi es inocente y que fue acusada en falso por un supuesto delito de blasfemia contra el profeta Mahoma. El peligro ahora está en sacar con vida a Asia Bibi de la cárcel, debido a las presiones de los grupos islamistas radicales que existen en el país.

El genocidio de los cristianos está siendo ignorado por la comunidad internacional, pero sus voces encuentran eco a través de MasLibres.org. El III Congreso Todos Somos Nazarenos celebrado en Madrid fue un espacio de encuentro, denuncia y esperanza para los cristianos perseguidos.

Ser periodista es vocacional porque los periodistas somos ‘esclavos’ de nuestro trabajo, o te gusta muchísimo lo que haces o mueres en el intento… Hoy, te hago una confesión: el Periodismo es una droga, una droga dura.

No dudo del interés de la Santa Sede de velar por bien físico y espiritual de los suyos, pero este paso seguramente tendrá un coste altísimo para los que están sobre el terreno y que viven (todavía) perseguidos.

Uno de los miembros de la escolta del arzobispo primado emérito de México resultó asesinado en el ataque contra la casa del cardenal Rivera. Las autoridades sospechan de un intento de robo y han montado un operativo en la zona. El cardenal Rivera no fue agredido.

El presidente de HazteOir.org ha insistido que se debe “mirar especialmente a los niños y los jóvenes cristianos víctimas del yihadismo". El objetivo de #WeAreN2018 es “llamar a la comunidad internacional a frenar el nuevo genocidio que golpea a la humanidad”, expone Arsuaga.