Autorretrato de Anna Gabriel: separatista, feminista, chavista,’malfollada’, … y cavernícola

    Todo encaja. Su feminismo radical, su odio a España, su estética borroka, su mala educación, su elogio al etarra Otegi, sus críticas a Lilian Tintori y la oposición al dictador Maduro. El siguiente paso es la caverna: propone tener hijos en comandita. Con ustedes, Anna Gabriel.

    0
    Anna Gabriel, portavoz de la CUP en el Parlamento catalán

    La portavoz de la CUP en el Parlamento catalán, Anna Gabriel, se ha convertido en uno de los grandes símbolos del separatismo y de la extrema izquierda. De ambos. Sus ideas radicales, su estética ‘borroka’ y sus constantes polémicas declaraciones han hecho de esta catalana una habitual de los medios de comunicación.

    Este mismo martes ha sido protagonista en las redes sociales tras pedir que los ninos nazcan y sean educados en “tribus” puesto que la familia es algo “muy pobre”, “poco enriquecedor” y “conservador”.

    Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

    Haz un donativo ahora

    Pero su biografía va más allá. La política antisistema lo tiene todo: feminista, proetarra, chavista y anarcosindicalista de la CGT. El regreso a las cavernas es la guinda.

    1. Independentista de origen andaluz y murciano. Al igual que otros líderes separatistas emergentes como Gabriel Rufián (ERC), Anna Gabriel tiene sus orígenes fuera de Cataluña. Aunque nació en 1975 en Sallent de Llobegrat su padre emigró de las minas de Riotinto (Huelva) y su madre aunque nació en Cataluña proviene de una familia minera de Murcia. Además, su izquierdismo le viene de familia. Su madre era militante comunista del PSUC y su padre anarquista siendo tanto su abuelo como su bisabuelo de la CNT.

    2. Anarcosindicalista, profesora universitaria y política. A los 16 años ya formaba parte de la Plataforma Antifascista. Gabriel es además afiliada al sindicato CGT, de corte anarquista.

    Se diplomó en Educación Social y realizó un Máster en Derechos Sociolaborales en la Universidad Autónoma de Barcelona, donde es profesora asociada de Historia de Derecho. Su carrera política la comenzó como concejal de la CUP en Sallent y ha ido ascendiendo meteóricamente hasta la portavocía del partido separatista en el Parlament.

    «Soy Anna Gabriel. Puta, traidora, amargada y malfollada por querer unos Països Catalans libres y feministas»

    3. Feminista y malhablada: “Soy puta, amargada y malfollada”. Anna Gabriel es el principal exponente del feminismo en su partido. Incluso el proceso separatista pasa para ella por esta ideología. “El feminismo debe determinar el proceso constituyente”, llegó a decir. “No habrá un cambio radical sin una lectura feminista del capitalismo”, dijo también.

    He aquí su autorretrato: “Somos las nietas de las brujas que no pudisteis quemar”. Y si quedaban dudas lanzaba este mensaje a sus críticos: «Soy Anna Gabriel. Puta, traidora, amargada y malfollada por querer unos Països Catalans libres y feministas, y dejar claro que frenaremos a la derecha y que queremos lejos a la extrema derecha».

    4. Proetarra. Sus ideas extremistas le han llevado a simpatizar con el entorno etarra, con el que mantiene buenas relaciones. Acudió a recibir a la cárcel a Arnaldo Otegi. Pero su cariño por el líder batasuno es más ardiente e incluso dijo a un diputado del PP en un pleno en el Parlamento catalán: “No le llegas a Otegi ni a la suela del zapato, subnormal”.

    Anna Gabriel, con una de sus tradicionales camisetas repletas de ideología
    Anna Gabriel, con una de sus tradicionales camisetas repletas de ideología

    5. Chavista y crítica con la oposición venezolana. En 2014 viajó a Venezuela junto a otros líderes de la extrema izquierda española en un avion fletado por el Gobierno de Maduro para participar en un acto organizado por el régimen venezolano. “La CUP apuesta por determinadas relaciones internacionales y su mirada al sur, a los países bolivarianos y con tradición revolucionaria y de izquierdas”. Así de fácil justificó este viaje Gabriel ante los medios.

    Además, en varias ocasiones ha criticado a la oposición venezolana afirmando que “lejos de querer una mejora de la calidad de vida por todas las venezolanas, busca recuperar beneficios perdidos y privilegios antiguos”.

    6. Referente de la estética ‘borroka’. Si hay un elemento característico de Anna Gabriel es su ‘look’. Utiliza el peinado y estilo de vestir de las mujeres proetarras, de ahí que  Jiménez Losantos hable de su estilo “borroka”. Además, utiliza su cuerpo como forma de propaganda política pues siempre acude al Parlamento catalán con camisetas con distintos lemas políticos u otras como “mi cuerpo, yo decido” o “la revolución será feminista o no será”.

    En una columna en ABC, Antonio Burgos analizaba su estética y calificaba a las dirigentes de la CUP como «las flequis» por su corte de pelo y se mostraba muy irónico al afirmar: «No es que quieran separarse de España: es que quieren que las echemos. Por horrorosas y antiestéticas».

    Comentarios

    Comentarios

    Nacido en Madrid pero natural de Ocaña se licenció en Periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid. Sus primeras incursiones periodísticas las hizo en la prensa local y regional, hasta que llegó a la Agencia EFE. Poco después inició una nueva aventura en Libertad Digital, diario en el que aterrizó en 2008 y del que fue redactor jefe y responsable de la información religiosa. Es articulista habitual de Religión en Libertad y ha colaborado en otros medios escritos como Revista Misión o El Medio y audiovisuales como esRadio e IntereconomíaTV.