El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, preside el Consejo de Ministros. /EFE
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, preside el Consejo de Ministros. /EFE

¿Para qué sirve un ‘gobierno chubasquero’? Para existir. Gobernar, no puede. Legislar, menos. Pero cada día que pasa es un día en el gobierno. Achicando la barca, si. Pero con el timón en las manos.

Veamos las fugas internas. Por una parte, el #LolaGate, desaparecido de la agenda, pero probablemente el más grave. La ministra de Justicia avala la creación de un prostíbulo para obtener “información vaginal”. Además, la ministra de Justicia del gobierno más feminista de los tiempos afirma que prefiere trabajar con hombres. ¿Se imaginan estas declaraciones de un ministro del PP? Estaba en la hoguera en 24 horas.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Además, Pedro Duque, que anda compungido porque los focos le apuntan a él y a su vida privada. ¿Qué se pensaba que era ser ministro? Ahora dice que la culpa fue de sus asesores y del chá-chá-chá… Dice que demostrará que no se ahorró ningún impuesto. Lo tiene difícil: las patrimoniales se hacen para maximizar la posición fiscal. O sea, para ahorrar impuestos.

A esto hay que sumar a la portavoz y ministra de Educación, Isabel Celáa, a la que ‘se le olvidó’ declarar un chaletazo en su declaración de bienes. Ahora dice que vale 195.408€, pero lo cierto es que fue escriturado por 1,08 millones de euros en el 2010, en pleno bajón inmobiliario. La Ley dice que quien mienta en la declaración de bienes debe ser destituido en el cargo e inhabilitado por 10 años.

La semana que viene también acudirá al Senado el presidente Pedro Sánchez, para hablar de su máster. Acude obligado por la mayoría ‘popular’. Ahí recibirá el rapapolvos de propios y extraños. Porque su “corta-pega” no pasa ni los filtros del ‘rincón del vago’…

La semana que viene la ministra de Justicia comparecerá para dar explicaciones. Dirá que son extorsiones de un ‘chantajista’. Pero sus ‘robados’ son tan ciertos como que un juez llamó “hija de puta” a una presunta víctima de violencia doméstica. Y el juez ya está apartado del caso…

La semana que viene también acudirá al Senado el presidente Pedro Sánchez, para hablar de su máster. Acude obligado por la mayoría ‘popular’. Ahí recibirá el rapapolvos de propios y extraños. Porque su “corta-pega” no pasa ni los filtros del ‘rincón del vago’… Los ‘morados’ se pondrán idem a darle hasta en el carnet de identidad. Cuanto más débil esté Sánchez, más fuerte están los de Iglesias.

Y por si fuera poco, el corral catalán, más revuelto que nunca en una ‘guerra civil’ entre JxC y ERC. Curiosamente los de ERC son ahora los ‘posibilistas’ frente al maximalismo de Puigdemont y su marioneta Torra, empeñados en su órdago a la grande sin cartas…

Mucho maíz para tan poco pollo. Aún así jura y perjura que agotará la legislatura “con o sin presupuestos”. Dependerá del CIS. Del bueno, no del ‘cocinado’ por Tezanos. Si el CIS bueno aconseja coincidir con Andalucía para ‘chupar rueda’, lo hará. Sino, aguantará hasta pasar las municipales y europeas, consideradas un test. Mientras tanto, mucho ‘running’ y pocas nueces.

El anzuelo del pescador

Nadia demógrafa. La autoridad fiscal -dependiente de Economía- prevé paliar el invierno demográfico con la llegada de 8 millones de emigrantes. ¿Qué hace Economía metiéndose en temas demográficos?, ¿se rinde el gobierno ante el principal reto de España: el demográfico?

Avaricia fiscal. Hacienda pretende subir el IRPF de las rentas más altas. Doble contra sencillo a que se disparan los enjuagues societarios. Además, la ‘tasa Google’ pretende aplicarse por cada operación, encareciendo los servicios de Airbnb, Cabify, Uber, Google y Facebook. Gracias…

Nadal, irresponsable. Alberto Nadal, ahora en la oposición dice que “sería apropiado” vincular la subida de las pensiones al IPC. ¿Por qué no lo hizo cuando estaba en el gobierno?, ¿rebelándose contra el FMI?

Tentación censora. Con la excusa de las ‘fake news’ el gobierno preparar una normativa para protegerse frente a “ataques” en escenarios sensibles como las elecciones. O sea, siempre. La cabra tira al monte…

Comentarios

Comentarios

Compartir
Soy economista de profesión y periodista de vocación. Como decía José Ignacio Rivero, director del Diario de la Marina, decano de la prensa de Cuba (otros tiempos), "el periodismo es en lo externo una profesión y en lo interno un sacerdocio". Colaboro en diversos medios y soy editor de campañas de CitizenGO.