Maduro: ‘Game over’

    El bloqueo internacional y las dudas internas harán caer a Maduro que anuncia que ha armado a los barrios populares hasta los dientes para ‘defender la revolución’. Los que tengan dudas jurídicas sobre la legitimidad del proceso, lo terminarán avalando por injerencia humanitaria.

    0
    Pintada en contra del Gobierno del dictador venezolano Nicolás Maduro en una calle de Caracas (Venezuela)./EFE
    Pintada en contra del Gobierno del dictador venezolano Nicolás Maduro en una calle de Caracas (Venezuela)./EFE

    El tiempo para el diálogo ha llegado a su fin; es hora de actuar. Así lo señaló el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, en la sede de la OEA. Desde entonces, la administración americana suspende los fondos de la petrolera venezolana PDVESA en USA. El régimen contesta congelando los fondos de Guaidó y prohibiéndole salir del país.

    Maduro hace saber que hay 300 militares rusos en el país; el secretario de Estado de la Defensa norteamericano, deja que todo el mundo fotografíe que enviará 5.000 soldados a Colombia. Maduro anuncia que ha armado a los barrios populares hasta los dientes para ‘defender la revolución’. Advierte a Estados Unidos de un nuevo Vietnam. Y su ‘Monchito’, Monedero, advierte que Guaidó prepara las condiciones para una ‘guerra civil’…

    Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

    Haz un donativo ahora

    La gran manifestación prevista para mañana sábado en Caracas. Es muy probable que sea muy masiva. Y también es muy probable que el régimen pretenda reprimirla con violencia causando un baño de sangre

    En medio de esta escalada, el bloqueo internacional y el apoyo social a la transición. Este jueves el Parlamento Europeo votaba a favor del reconocimiento internacional. La Comisión sigue sin decidirse. Pero España -por fin- Francia y Gran Bretaña están dispuestos a reconocer al presidente interino aunque no haya consenso europeo. ¿Respuesta? Represión. La narcodictadura detiene y deporta a periodistas de medios europeos.

    Es verdad que hay incertidumbre suficiente para que la embajada española reclame GEOs. Pero hay dos elementos que dan espacio a la esperanza. El primero es que Maduro dio 72 horas a los diplomáticos de la embajada y consulados norteamericanos para salir del país. No lo han hecho.

    El segundo es que en su histerismo, Maduro mandó detener a Guaidó. No lo hizo, en primer lugar porque no se encontraba en su casa. Pero lo más relevante: porque hubo disensos en la cadena de mando. Y es que aunque gran parte del generalato está con Maduro, la inmensa mayoría de los suboficiales está por el cambio.

    Las próximas horas son clave. En primer lugar, la gran manifestación prevista para mañana sábado en Caracas. Es muy probable que sea muy masiva. Y también es muy probable que el régimen pretenda reprimirla con violencia causando un baño de sangre. Será la puntilla para que el mundo vea lo que se negó a reconocer durante tantos años: Venezuela es una dictadura que genera represión y miseria. 

    Los que tengan dudas jurídicas sobre la legitimidad del proceso, lo terminarán avalando por injerencia humanitaria, como ocurrió en el Congo. Cuba -y quizás México- quedarán como los violinistas del Titanic… “Preparen las maletas para volver”. Es el mensaje del presidente interino a los millones de venezolanos que tuvieron que abandonar su país.

    El anzuelo del pescador

    • Exhumación de Franco. La Fundación Francisco Franco calcula que el acto de exhumación se aprobará en dos o tres consejos de ministros y que se encontrarán ante el freno del abad del Valle de los Caídos, única autoridad en la Basílica de Cuelgamuros.
    • Juicio al procés. Se retrasa al 12 de febrero para garantizar tiempo suficiente las defensas. Además, se suspenderá si interfiere en los procesos electorales
    • Órdago de Sánchez: “O me aprobáis los presupuestos o convoco elecciones y a saber lo que pasa con los indultos”. Es la interpretación al anuncio de convocatoria electoral si no se logran aprobar las cuentas públicas.
    • ‘Pepu’ hizo un Maxim. Utilizó una sociedad para minimizar su impacto fiscal. El PSOE le defiende…

    Comentarios

    Comentarios

    Soy economista de profesión y periodista de vocación. Como decía José Ignacio Rivero, director del Diario de la Marina, decano de la prensa de Cuba (otros tiempos), "el periodismo es en lo externo una profesión y en lo interno un sacerdocio". Colaboro en diversos medios y soy editor de campañas de CitizenGO.