Mariela castro efe
La hija del dictador Raúl Castro y presidenta de CENESEX, Mariela Castro / EFE

Cuba está elaborando una nueva constitución para el país -de la que no hay que esperar demasiado cambios en materia de derechos para los ciudadanos-, pero que ha sorprendido por las declaraciones de Mariela Castro, hija de Raúl Castro, afirmando que incluirá una sección afirmando los derechos LGTBI.

El gobierno cubano es consciente de la fuerza que tiene en el ideario LGTBI y de terminada izquierda la Cuba de Castro y es normal ver camisetas del Che en las manifestaciones de defensores de los derechos LGTBI. Pero basta echar la vista atrás con cierto rigor histórico -ver los hechos sin el filtro ideológico- para darse cuenta de la persecución a la que fueron sometidos los homosexuales en los años 60 durante la dictadura castrista, y que continuó, aunque de manera más solapada hasta la actualidad.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

“No podemos llegar a creer que un homosexual pudiera reunir las condiciones y los requisitos de conducta que nos permitirían considerarlo un verdadero revolucionario, un verdadero militante comunista. Una desviación de esta naturaleza está en contradicción con el concepto que tenemos sobre lo que debe ser un militante comunista“, afirmó Fidel Castro en 1965. Los homosexuales eran llevados a campos de concentración, sometidos a torturas y provocaron el suicidio de varios cientos de ellos, el fusilamiento de otros tantos o el internamiento en centros psiquiátricos de medio millar.

“Si quiere ayudar a Cuba, debería luchar por la libertad de expresión, la libertad de voto y el bienestar de todos los cubanos”

Por ese motivo, y en un intento de lavar su imagen, al menos ante cierta opinión pública de izquierdas y pro-LGTBI, pretenden incluir los derechos de los homosexuales en su Constitución.

Sin embargo, algunos homosexuales que han huido de la isla han pedido a la hija de Raúl Castro que antes de luchar por los derechos de los homosexuales, “los derechos humanos van antes”. “Si quiere ayudar a Cuba, debería luchar por la libertad de expresión, la libertad de voto y el bienestar de todos los cubanos”, ha afirmado Heriberto Sosa, presidente de grupo latino LGTBI Unity Coalition/Coalición Unida con base en Miami.

También te puede interesar:

Cruda realidad / Señoras de la CUP: En Cuba castigan con un año de cárcel el fornicio público

Comentarios

Comentarios