Un médico atiende a un bebé en un hospital del barrio al-Kallaseh de Alepo (Siria) / EFE
Un médico atiende a un bebé en un hospital del barrio al-Kallaseh de Alepo (Siria) / EFE

El arzobispo de Alepo (Siria), monseñor Jean Clément Jeanbart, llama a la comunidad internacional a movilizarse a través de la plataforma CitizenGO para que se levanten las sanciones económicas al país.

En una carta remitida por correo electrónico, el prelado describe como «horrible» la situación de la ciudadanía en Alepo: «Terrorismo, bombardeos, secuestros, destrucción, falta de provisiones, medicinas, agua, electricidad», detalla el obispo, que sobre todo subraya la «falta de seguridad».

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

El arzobispo católico greco-melquita de Alepo denuncia la pasividad de la comunidad internacional y critica que no hay un compromiso real por la resolución pacífica de la guerra: «La presión internacional por una resolución pacífica de nuestro conflicto es prácticamente nula: muchas palabras sin ningún efecto», explica.

Las sanciones «no son útiles; sólo sirven para que la gente inocente sufra», señala el prelado

«Pareciera como que no quieren parar la guerra, que es la guerra lo que les interesa», señala con pesadumbre el ordinario de la diócesis siria de Alepo, un territorio diezmado por la guerra, que invita a reclamar el fin de las sanciones económicas a través de una petición alojada en la plataforma CitizenGO.

En este sentido, monseñor Jeanbart enfatiza que las sanciones «no son útiles; sólo sirven para que la gente inocente sufra», mientras afea la circunstancia de que «los políticos occidentales cristianos no están haciendo prácticamente nada».

Al Asad garantiza la libertad religiosa

Monseñor Jeanbart defiende en la misiva distribuida por la plataforma CitizenGO que Al Asad no supone una amenaza para la libertad religiosa en el país: «En relación a la libertad religiosa, debemos decir, una vez más, que el gobierno sirio garantiza la libertad religiosa», señala.

A su juicio, la poblacion siria sufre «dos frentes de guerra» diferentes: «La violencia del llamado Estado Islámico y la destrucción y la descapitalización humana de la gente siria, nuestros vecinos que optaron por abandonar el país», explica.

Por eso, «levantar las sanciones ayudaría a Siria en general y Alepo en particular a reconstruir y restaurar nuestro país y nuestra próspera vida», prosigue.

«Tengo la esperanza de que esta campaña permita evitar el sufrimiento de millones de pobres personas inocentes. Gracias de antemano por su participación», concluye.

La petición que fue lanzada originalmente hace tres meses puede firmarse en CitizenGO está dirigida al actual presidente de los Estados Unidos, Barak Obama a su homólogo de la Comisión Europea, Jean Claude Junker y ya cuenta con más de 44.000 adhesiones.

También te puede interesar:

http://www.actuall.com/criterio/persecucion/arzobispo-de-alepo-necesitamos-combatientes-en-dos-frentes-soldados-y-pastores/

Comentarios

Comentarios