Iñigo Errejon participando en la ponencia 'La construcción de identidades populares' en Argentina / Flickr Ministerio de Cultura de la Nación Argentina

El número dos de Podemos, Íñigo Errejon, es doctor en Ciencias Políticas, pero desconoce las más elementales normas de la gramática, como se puede comprobar al repasar su tesis.

En su trabajo para obtener el título de doctor, defendido en la Complutense, en 2011, sobre el gobierno de Evo Morales, Iñigo Errejon no distinguía entre la locución adverbial ‘sobre todo’ y el sustantivo ‘sobretodo’. http://eprints.ucm.es/14574/1/T33089.pdf

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

Poner las dos palabras juntas o separadas cambia por completo su significado, pero Errejon parece no haberse enterado.’Sobre todo’, separado, significa ‘principalmente’, según el Diccionario de la Real Academia; mientras que el sustantivo ‘sobretodo’ se refiere a una prenda de vestir: ancha, larga y con mangas que se lleva sobre el traje ordinario. De ahí el nombre, «sobretodo».

Imagen de la tesis del número dos de Podemos, Errejon en la que confunde una locución adverbial con una prenda de abrigo / Actuall
Imagen de la Tesis Doctoral en la que el número dos de Podemos, Iñigo Errejon confunde una locución adverbial con una prenda de abrigo / Actuall

Sin embargo Errejon usa la prenda de abrigo cuando no debe. Exactamente 30 veces a lo largo de su tesis, titulada La lucha por la hegemonía durante el primer gobierno del MAS en Bolivia (2006-2009): un análisis discursivo.

Así, escribe: «la fuerza de la retórica reside sobretodo en su habilidad»(p. 177)… O «para después analizar el rol del MAS y, sobretodo, de Evo Morales,» (p. 357). El hecho de que insista en el error, hasta 30 veces, confundiendo la locución con el sustantivo, demuestra que no se trata de un simple despiste o de una errata ocasional, sino de pura ignorancia.

Errejon parece carecer de criterio alguno porque, en otras ocasiones, sí que usa correctamente la locución ‘sobre todo’: exactamente once veces.

Si se condujo con esa falta de rigor en algo tan básico como las normas más elementales de la lengua española, es fácil suponer cuál sería el nivel científico de los contenidos de la tesis.

Usa la arroba para designar a los dos géneros, pero, como dice la Real Academia, la arroba no es una letra, sino un símbolo

Otra incorrección que comete el podemita es el uso de la arroba para designar en la misma palabra a los dos géneros (masculino y femenino). Lo hace en el capítulo de agradecimientos: «Le agradezco también a [email protected] [email protected] que me ayudaron sin esperar nada, a [email protected] [email protected] que me convencieron de que esta tesis tenía que escribirse, a [email protected] [email protected] que pagaron un precio alto por la dignidad»  (p. 7).

La Real Academia se ha pronunciado expresamente ante esta incorrección, subrayando que la arroba «no es una letra del Diccionario, sino un símbolo» (según el académico y catedrático de Lingüística, Salvador Gutiérrez).

Pero ni Errejon ni el director de la tesis, Heriberto Cairo, subsanaron el error y dejaron intactos los fallos gramaticales. Cairo era, por cierto, el decano de Políticas cuando se produjo el asalto a la capilla de la Complutense, en 2011; hecho que calificó con estas palabras: «una expresión de la pluralidad de creencias religiosas, tendencias políticas e ideologías existentes en el centro».

Profesor de Ciencias Políticas, Iñigo Errejon, salió de la Complutense, como buena parte de la cúpula de Podemos –Monedero, Alegre, Bescansa y el propio Pablo Iglesias-.

Fue suspendido cautelarmente de empleo y sueldo hasta aclarar si incumplió sus obligaciones laborales y vulneró la Ley de Incompatibilidades al participar en un proyecto de investigación de la  Universidad de Málaga.

Comentarios

Comentarios