Dos meses después de que HazteOir.org presentase más de 100.000 firmas exigiendo la expulsión del concejal Guillermo Zapata, la Audiencia General ha ordenado al juez Santiago Pedraz que le tome declaración, al considerar que las bromas sobre el Holocausto e Irene Villa atentan contra las víctimas del terrorismo.

En un auto notificado este jueves al que ha tenido acceso Europa Press, la Sección Segunda de la Sala de lo Penal admite los recursos de apelación presentados por la Fiscalía y Dignidad y Justicia (DyJ) y revoca el auto de archivo de la causa que el juez instructor dictó en julio pasado. A su entender, los comentarios no sólo afectan al «honor individual de una víctima en concreto» sino a «la dignidad de las víctimas del terrorismo y sus familiares como colectivo».

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Zapata escribió el 31 de enero de 2011 un tuit en el que decía ‘Han tenido que cerrar el cementerio de las ninas de Alcàsser para que no vaya Irene Villa a por repuestos‘, lo que para la Fiscalía entraña «descrédito, menosprecio o humillación de las víctimas de los delitos terroristas y de sus familiares».

Además de esta publicación, que el edil escribió con un usuario llamado @casiopeaexpres, el informe del Ministerio Público mencionaba un segundo mensaje publicado el mismo día en el que reprodujo un chiste sobre el Holocausto: «¿Cómo meterías a cinco millones de judíos en un 600? En el cenicero». El concejal defendió que puso estos comentarios en el marco de un debate sobre el «humor negro» y sus límites.

El pasado mes de julio HazteOir.org entregó a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, más de 100.000 firmas recogidas a través de su campaña en la que denunciaba los tuits violentos y antisemitas de dos concejales de Podemos en el Consistorio, Guillermo Zapata y Pablo Soto, contra las víctimas del terrorismo.

Comentarios

Comentarios