CORDOBA, 20 INTERPARLAMENTARIA POPULAR, JOSE MANUEL GARCIA MARGALLO

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación en funciones, José Manuel García-Margallo, ha advertido de que para formar Gobierno «es obvio que es necesario que haya cooperación de los dos partidos constitucionalistas: PSOE y Ciudadanos«.

«Si no hay una cooperación activa de esos dos partidos, es obvio que es imposible formar Gobierno. Y comparecer en las Cortes para una investidura fallida sólo tendría sentido para poner en marcha el reloj de la democracia. No parece que tenga mucho sentido ir al Congreso para decir que no estás en condiciones de cumplir el mandato que te ha hecho el Rey», ha explicado el ministro en una entrevista concedida al diario ABC recogida por Europa Press.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Al ser preguntado sobre la posibilidad de que, al no haber investidura de Mariano Rajoy, no hubiera fecha para la celebración de nuevas elecciones, el titular de la cartera de Asuntos Exteriores ha explicado que, en ese caso, «bastaría con una declaración del Parlamento, que es el soberano, diciendo que no hay nadie que forme Gobierno y que, en ese momento, quedan disueltas las Cortes«.

Y ha recalcado:»O lo que es más probable, que empiezan a correr los dos meses para que se disuelva el Legislativo».

En este sentido, García-Margallo ha señalado que existe un precedente, que es el que se usó en el llamado ‘Tamayazo’ en la Asamblea de Madrid. «Y el informe del Consejo de Estado decía que esa solución es perfectamente posible», ha insistido el ministro, al tiempo que ha avisado de que el Ejecutivo de Rajoy no puede «estar en funciones hasta 2030«.

Asimismo, ha puesto de manifiesto que la diferencia principal entre la situación tras el 20-D y esta ocasión radica en que en diciembre «sí había otras opciones de Gobierno». «De hecho, Sánchez ensayó una. Y ahora no hay más que la de Rajoy», ha sentenciado, para después afirmar que la solución alternativa –PSOE, Podemos y partidos como Convergència y ERC- es «absolutamente inviable, sobre todo después de la declaración del Parlament».

«Intentar formar Gobierno apoyado por esos partidos, que han dado un salto cualitativo y que están en la desobediencia al Tribunal Constitucional, es impensable. Por tanto, cualquier solución pasa por el PP. O por disolver las Cortes e ir a terceras elecciones», ha relatado el ministro, que considera que repetir los comicios por tercera vez sería un «desastre de proporciones bíblicas».

De este modo, García-Margallo ha apuntado que Rajoy ha enviado un documento en el que se incluyen las propuestas del PP y ahora remitirá otro «con los posibles pactos, que completa el anterior». «Lo que esperamos es que esos partidos se den por enterados y nos comuniquen qué aportan. En la nueva cultura de mestizaje político, todos hemos de aportar. Respetando el marco constitucional, la soberanía de todos los españoles, la unidad de la nación… lo demás puede discutirse», ha apostillado.

Sobre la posibilidad de formar un Gobierno con 137 escaños, ha apuntado que es «factible, pero es la peor de todas las situaciones».

Asimismo, ha asegurado: «Siempre he creído que un Gobierno con los tres partidos constitucionalistas le daría el músculo suficiente para afrontar con garantías esos desafíos. Si eso no fuera posible, la segunda opción sería un Gobierno con 170 diputados (PP, Ciudadanos y CC) con acuerdo en asuntos importantes con el PSOE, como la refundación de la UE, el desafío secesionista y la lucha contra el terrorismo. Y si no, el Gobierno en minoría», ha recalcado.

Por último, respecto a la posición sobre Rajoy del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, el titular de Exteriores en funciones ha declarado que «siempre» ha confiado en su «patriotismo». «Es catalán y sabe lo que está pasando en Cataluña. Y sabe también que, como dejó escrito Cambó, una secesión en Cataluña sólo triunfaría si España estuviera inmersa en un conflicto interno o envuelta en un conflicto exterior. Cuando el Gobierno está en funciones o es débil, los separatistas avanzan. La clave está en Ciudadanos. Y luego en el PSOE«, ha recalcado, para después negar «rotundamente» que el presidente del PP y del Ejecutivo en funciones sea negociable.

Comentarios

Comentarios