La policía francesa mantiene el nivel de alerta por la amenaza del terrorismo islamista

Al menos seis militares de la operación Sentinelle han resultado heridos, dos de ellos en estado grave, tras ser atropellados el miércoles por la mañana por un vehículo conducido por un hombre al grito de «Alá es grande» en el barrio de Levallois-Perret, en la periferia del noroeste de París, según ha informado la cadena de televisión BFM.

Los hechos han sucedido en torno a las 8.15 horas, cuando los militares han salido de su cuartel en Verdún, en el barrio de Levallois-Perret, situado en el departamento de Altos del Sena, tal y como recoge Europa Press.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

El vehículo les ha atropellado y se ha dado a la fuga y la Policía ha puesto en marcha un dispositivo para detener al autor del atropello.

De los seis militares heridos, dos están en estado grave y los otros cuatro sufren heridas leves. Los heridos más graves han sido trasladados al hospital militar de Percy en Clamar, en el departamento de Altos del Sena.

Agresión odiosa

El alcalde de Levallois-Perret, Patrick Balkany, ha asegurado que el atropello de seis militares que ha llevado a cabo un hombre con su vehículo este miércoles por la mañana en esta localidad de la periferia de París ha sido una «agresión odiosa» y un «acto deliberado».

«Es una agresión odiosa», ha asegurado el primer edil de Levallois-Perret, en una entrevista concedida a la cadena de televisión BFM. El alcalde ha afirmado que el atropello es, «sin ninguna duda», «un acto deliberado» y ha señalado que el vehículo estaba estacionado en sentido contrario en dirección al cuartel del que salieron los militares.

Comentarios

Comentarios