Los fundadores del Kings College de Londres
Los fundadores del Kings College de Londres

El multiculturalismo británico sigue intentando cambiar la historia de cómo fue a cómo debería haber sido. Ejemplos como el del Kings College de Londres dan una clara referencias a este aspecto.

En la entrada de esta universidad residen los cuadros de sus fundadores y de los decanos que a lo largo de su historia han formado parte de ella. Y claro, casi todos son blancos, de mediana edad y barbudos, para más señas.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Hasta hace unos años nadie parecía tener ningún problema con las paredes del Kings College de Londres, pero ahora muchos alumnos reconocen que esta temática monocolor oprime a las minorías étnicas, y se ha decidido recolocar algunos retratos para transformar las paredes de la entrada en un mural de la diversidad.

La idea ha sido expuesta por el profesor Patrick Leman, decano de la Institución, quien insistió en que la facultad no sólo debería estar formada por «bustos de hombres barbudos de los años veinte», sino por hombres más modernos y diversos, para que así, el Instituto se sienta menos «alienante».

El profesor Patrick Leman
El profesor Patrick Leman

El Kings College de Londres fue fundado en 1924 como una escuela médica hospitalaria, y nació gracias al empeño y al dinero del Dr. Henry Maudsley, psiquiatra británico, y al neurólogo Sir Frederick Mott, que diseñó planes para los cursos universitarios.

Hace dos años, se eliminó la fotografía de Lord Carey, el ex arzobispo de Canterbury, por su oposición al matrimonio homosexual

Sus bustos, puestos en el pasillo en reconocimiento a su labor, pueden ser una de las recolocaciones del profesor Leman.

Pero no es la primera vez que la polémica sacuda a esta institución. Hace dos años, se eliminó la fotografía de Lord Carey, el ex arzobispo de Canterbury, por su oposición al matrimonio homosexual.

Para defenderse de las criticas, la universidad esgrimió la necesidad de una «política de escaparate» que hasta entonces no se había cumplido por falta de «diversidad en la comunidad universitaria».

Pero no solo los cuadros de hombres blancos y barbudos están en peligro de sufrir una mudanza. También los cuadros con diagramas de la anatomía humana (de piel blanca) que pululan por los pasillos serán sustituidos por otros con una gama de distintos grupos étnicos.

Con estos planes -aprobados convenientemente por los grupos estudiantiles- el profesor Leman trata «de reflejar la diversidad según los estudiantes que tenemos, pero también tratando de ser más intercultural, más internacional en términos de cómo desarrollar la ciencia».

Comentarios

Comentarios