Antonia Alba: “La ley de violencia de género no protege a las maltratadas»

    Esta abogada recibió en Jerez de la Frontera el antipremio Filoxera por posicionarse en contra de las leyes de violencia de género. Forma parte del Movimiento Femenino por la Igualdad Real, que lucha por la igualdad entre hombres y mujer. Actuall la ha entrevistado.

    0
    Antonia Alba, presidenta del partido Igualdad Real.
    Antonia Alba, presidenta del partido Igualdad Real.

    Esta abogada recibió en Jerez de la Frontera el antipremio Filoxera por posicionarse en contra de las leyes de violencia de género. Forma parte del Movimiento Femenino por la Igualdad Real, que lucha por la equiparación, de verdad, entre hombres y mujer. Actuall la ha entrevistado.

    Nunca se calla lo que piensa, aunque por ello se busque muchos detractores. De hecho, saltó a la opinión pública el pasado mes de abril tras acudir al Ayuntamiento de Jerez de la Frontera a recoger el antipremio Filoxera por sus declaraciones en contra de las leyes de violencia de género.

    Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

    Haz un donativo ahora

    Lleva en la sangre la abogacía, ya que siendo solo una niña, Antonia Alba le dijo a su padre que quería salvar el mundo, mientras los dos veían la película de Cantinflas, ‘Un Quijote sin mancha’, donde el cómico mexicano recorría la ciudad solucionando los problemas de las personas más vulnerables.

    Unos años después y siendo ya abogada, llevó el caso de Rafael Riqueni, el gaditano que cumplió 13 años de condena por una violación que no cometió. Asimismo, junto a otras mujeres, ha creado el Movimiento Femenino por la Igualdad Real con el que pretenden que las leyes sean iguales tanto para hombres como para mujeres.

    Actuall la ha entrevistado para conocerla más de cerca.

    ¿Quién es Antonia Alba?

    Soy natural de Conil de la Frontera, Cádiz, un pueblo precioso, donde he pasado toda mi vida, a excepción de mis años de carrera que los hice en Sevilla. Vengo de una familia humilde. La mayor de tres hermanos, la única niña. Mis padres se dedican a la hostelería y con ayuda de todos conseguimos un negocio próspero. Tanto mis hermanos como yo fuimos afortunados por poder estudiar todos una carrera y hoy en día dedicarnos a ellas.

    ¿Cuál es su lema?

    El lema que siempre me aplico para levantarme cada día a pesar de todos los problemas que veo a mi alrededor es: que el mundo solo lo mueven los valientes, las personas que arriesgan, las que pelean cada día por lo que creen. La historia no la escriben los cobardes.

    «decidí que tenía que hacer todo lo posible para conseguir llegar a ser abogada y salvar el mundo»

    ¿Por qué se hizo abogada?

    Desde siempre quise ser abogada. A mi padre le llamaban sus hermanos y mi abuelo ‘el abogado’, porque siempre era el que se movía para todo. Mi abuelo decía que mi padre iba para abogado, pero no tenían dinero para estudiará. Eso siempre me caló. También ayudó a mi decisión definitiva, ver la película de Cantinflas ‘Un quijote sin mancha’. Ahí decidí que tenía que hacer todo lo posible para conseguir llegar a ser abogada y salvar el mundo.

    ¿Se considera feminista?

    Esta pregunta me hizo merecedora de un titular y de un linchamiento. Insisto siempre en explicar que si el feminismo se entiende en una lucha de la mujer para ser superior al hombre en vez de una igual, no lo soy para nada. Sin embargo, si entendemos el feminismo como una lucha por la igualdad, pero una igualdad real, donde no haya supremacía de nadie sobre nadie. Entonces, sí soy feminista.

    Cada día me levanto para luchar por mis derechos, pero no quiero más derechos que los demás, sino los mismos. Quiero trabajar y conseguir llegar lejos por mis méritos, por mi trabajo, por mi constancia, no por ser mujer.

    Usted aseguró que «consideraba que los hombres eran malos porque es lo que te dicen los medios», ¿qué le hizo pensar lo contrario?

    Los medios cada día nos bombardean con noticias donde siempre el malo es el hombre, así que imagínate ver durante todo el día eso. Por eso, cuando veía las noticias pensaba que eso sería así, que había muchos hombres malos. Aunque yo no conocía a ninguno la verdad. Con este pensamiento, entré en el turno de oficio de Violencia de Género en Chiclana (Cádiz), para poder ayudar a las mujeres maltratadas.

    Durante una guardia normal, me tocó asistir a un hombre. Le atendí con malas formas, pero cuando llegué al calabozo, me encontré a un hombre agazapado al final de una celda con bastante miedo. No me hablaba, no me miraba a la cara ni tampoco contestaba a mis preguntas.

    Eso hizo que yo estuviera cada vez más cabreada porque no entendía su actitud. Entonces, le fui a dar un papel para que le firmara, pero se echó hacia atrás. Le pregunté que qué pasaba y él me contestó que pensaba que le iba a pegar. Ahí cambió mi perspectiva.

    «La lucha de la mujer por sus derechos ha quedado totalmente desvirtuada»

    ¿Cómo describiría el nuevo feminismo?

    No encuentro palabras para describir lo que ahora se está viviendo bajo la bandera del ‘Feminismo’, la lucha de la mujer por sus derechos, por estar presentes en todas las esferas y por lo que tantas mujeres, grandes mujeres, han dejado su vida por el camino, ha quedado totalmente desvirtuado.

    Ahora parece que cuanto más se grita, más razón se tiene. Que existe carta blanca para pisotear los derechos de los demás, alegando las desigualdades que ha habido en el pasado, y que nadie niega. Mujeres que luchan por sus derechos se ven rodeadas de otras, gritando frases como ‘muerte al macho’, ‘ante la duda, tú la viuda’. ¿Así es como se quiere combatir la violencia, con más violencia?.

    Los medios, las múltiples asociaciones que viven de esto y las políticas de discriminación positiva, que no niego que en un momento fueran más que necesarias, han conseguido que muchas jóvenes, se tiren a la calle rebosando odio.

    ¿Y cuál es la razón para que tenga tanto éxito?

    El éxito, sus votos. No se dan cuenta que están siendo manipuladas por los políticos, tratadas como seres inferiores con necesidad de amparo. Han llegado al poder, están sentadas en el Gobierno.

    Si una mujer me demostrara que tiene claro las cosas que se han hecho mal y que tiene las herramientas para conseguir cambiar todo a mejor, pero desde  la coherencia, desde el respeto, desde la igualdad real y efectiva, yo también me echaría a la calle. Pero si lo que veo son ánimos de revancha, de odio, de pisar a los demás, pero ya no solo a los hombres como enemigos públicos, sino a las demás mujeres que no pensamos como ellas, entonces que no cuenten conmigo.

    Antonia Alba junto al hombre que defendió y que fue a la cárcel por un error / Barroso Gaceta de Salamanca
    Antonia Alba junto al hombre que defendió y que fue a la cárcel por un error / Barroso Gaceta de Salamanca

    ¿De  dónde surge la polémica de que las mujeres cobran menos o la creencia de que están menos protegidas?

    Del enfrentamiento que pretenden. Vemos como nuestros políticos salen en programas sacando estadísticas de desigualdad de salario entre hombres  y mujeres en un porcentaje del 13%, 21%, 3%, etc.

    Pero lo cierto es que no he visto ningún caso donde ponga que un hombre y una mujer, con el mismo currículo, misma capacidad, mismos años de experiencia, mismo horario, cobren diferente. Sobre todo porque si fuera así, a la empresa se le caería el pelo.

    ¿Cómo vivió lo sucedido con motivo de la entrega del Premio Filoxera?

    En un principio bastante mal. La noticia del premio me cogió en el hospital con mi padre y no me lo podía creer. Tergiversar mi discurso y darme ese premio!!.

    Encima me decían que «reflexionara». Reflexionar?. ¿No se dan cuenta que hablo desde la convicción, desde lo que vivo?

    Mi mensaje es igualitario. No defiendo ni a hombres ni mujeres. Solo defiendo lo que creo justo. Y no creo justo que se criminalice al hombre por el simple hecho de serlo, solo por lo que hacen unos pocos. Que el peso de la ley recaiga contra los que se saltan la ley, sin distinción alguna,  pero que a lo demás no los etiqueten. Pero claro, este discurso no gusta, y menos cuando digo que también estoy

    No sé si tarde un día o dos en mandar un correo aceptando el premio. Ya era cuestión de dignidad. Pero no se si fue eso o la rabia lo que me hizo decir: voy. Era una manera de visibilizar toda la lucha de mi gente.

    «Si pensaron que yo era solo un bichito, han podido comprobar que somos una plaga»

    Y un día antes te dicen que lo suspenden…

    Sí. Me llaman diciendo que, dado la huelga del Día de la Mujer, lo suspenden. Tras esta llamada no recibí información, incluso llegue a mandar un correo electrónico reclamando mi premio. Entonces, pensé ahora me lo iban a dar si o si. A pesar de decirles, que me avisaran con antelación, me lo dijeron dos días antes, como si yo estuviera en mi casa sin hacer nada esperando su llamada. Era un doble despropósito, el premio y ahora tratar de evitar que fuera a recogerlo.

    En la primera convocatoria incluso hicieron mis compañeros un grupo de WhatsApp de gente que podía venir ese día a acompañarme. Pero claro, con la premura del aviso, no pudo venir ni una décima parte.

    El día que lo recogí lo viví con tensión,pero el mensaje llegó y lo hizo lejos. Si pensaron que yo era solo un bichito, han podido comprobar que somos una plaga.

    ¿Cuál cree que era el objetivo del Ayuntamiento de Jerez? ¿Adoctrinarla?

    Por supuesto, no tengo la más mínima duda. Han pretendido llevarme al redil, a pensar cómo ese pensamiento único que quieren imponer, a tirarme de las orejas. Y señoras, a mi solo me tiran de las orejas mis hijos que cuando duermen tienen esa costumbre.

    ¿Le han pedido disculpas por ello?

    No, para nada. Realmente no las necesito. Es más, les agradezco la oportunidad que nos han dado para dejar claro lo que defendemos: una igualdad real.

    ¿Qué tipo de amenazas recibió cuando se dio a conocer que era premiada?

    Muchas y la verdad no entendía por qué. «Hija de puta, bastarda, vergüenza de madre, pobre el desgraciado de tu marido, debería pegarte una paliza, violarte y dejarte tirada en una cuneta».

    Mi familia lo ha pasado mal, pero a mi me ha hecho más fuerte. Si antes no tenía miedo ahora mucho menos. Me llegaron a decir que ahora iban a ir a por mí, a sacarme todo trapo sucio que tuviera…

    El Movimiento Femenino por la Igualdad Real reivindica el fin de las denuncias falsas en la manifestación en la Puerta del Sol / Actuall
    El Movimiento Femenino por la Igualdad Real reivindica el fin de las denuncias falsas en la manifestación en la Puerta del Sol / Actuall

    ¿Qué contestaría a los que le acusan «de ir contra las mujeres»?

    Que no quieren escuchar mi mensaje, que prefieren manipularlo. Yo no defiendo ni a hombres ni mujeres, defiendo lo que creo justo. ¿Cómo siendo mujer iba a ir en contra de mis propios derechos? Ahora bien, yo lucho por mis derechos, pero tampoco quiero pisar ni que nadie pise lo de mis hijos.

    Supongo que ser abogada, le ha llevado a conocer muchas denuncias falsas por supuesta violencia de género. ¿Cuáles son los casos que más le han impresionado?

    He visto muchas cosas. Recuerdo un caso donde una mujer denunció que el padre de su hija la había abordado en la calle, la había cogido el cuello, tirada al suelo, dado patatas, estampado contra un árbol, y todo ello delante de su pareja actual.

    En el parte médico ponía «pequeña erosión en el cuello». Vamos, como si te rascaras muy fuerte. Pidió orden de protección. Esto implica medidas penales. Todo dentro de lo normal que suelen pedir, hasta que ella manifiesta que quiere que el padre se la lleve al siguiente fin de semana, porque sospechaba que abusaba de su hija, así podría hacerlo y el domingo al traerla podría ir a denunciarlo. Y así fue.

    Ambas abogadas nos quedamos de piedra. Ni que decir tiene que esto lo no dijo en presencia judicial. Como estas historias hay muchas.

    «La ley de violencia de género sólo protege a un sector de la población. Concretamente, a las mujeres»

    Entonces, ¿qué sucede con  la ley de violencia de género actual?

    Que solo protege a un sector de la población. Concretamente a las mujeres y solo los conflictos existen dentro de una relación heterosexual. ¿Dónde queda el resto de la población y el resto de mujeres?

    Debemos proteger a todas las víctimas de violencia sin distinción de sexo. La violencia intrafamiliar sin más, incluyendo a todos.

    La ley actual enfrenta a mujeres y hombres, los hace enemigos. Además, no protege a las verdaderas maltratadas porque el sistema pierde tiempo con las aprovechadas. Y, mientras muchas mujeres siguen muriendo, muchos hombres están con miedo hasta de respirar al lado de una mujer.

    ¿Cree que el Gobierno y las instituciones están ‘criminalizando’ al hombre mediante leyes y medidas contra la violencia de género?

    Si, totalmente. Lo que no logro entender es el por qué. Qué gana con eso, con el enfrentamiento.

    Y las estadísticas, ¿qué dicen?

    Las estadísticas dicen que el 80% de las denuncias terminan sobreseídas o con sentencia absolutoria, pero las admitidas a trámites son muchas. Y esa estadística es la que utilizan para solicitar las ayudas a Europa. En 2017: 166.260 denuncias, 12.716 condenas tras juicio, 20.430 condenas por conformidad, 16.019 absueltos tras juicio y 117.095 sobreseimientos o archivos.

    ¿Y por qué tanto silencio? ¿Es por miedo?

    Por miedo a perder lo que uno más quiere, sus hijos. Los hombres tienen miedo a levantar la voz y las mujeres porque nos tachan de «vendidas al patriarcado».

    Las represalias suelen ser denuncias e impedimento para ver a los niños. Y ni con una cosa ni con otra se puede vivir. Ante esto la único opción es la resistencia en la sombra y ahogar la pena con lágrimas.

    «Si la cuestión son los votos, nosotros también lo hacemos»

    Ante este panorama, ¿qué se puede hacer?

    Perder el miedo. Cuando se pierde todo, solo queda salir a flote. Salir a la calle. Si la cuestión son los votos, nosotros también lo hacemos.

    Por otro lado, ¿qué ha supuesto la despenalización del incumplimiento del régimen de visitas?

    Una gran injusticia. Porque como ahora no pasa nada, si una madre o un padre no entrega a sus hijos, no ocurre nada.

    Se impone una pensión de alimentos en la gran mayoría de los casos, porque ya la jurisprudencia mayoritaria así lo recoge. Tiene que abonarla con efecto retroactivo desde la interposición de la demanda.

    Pero el régimen de visitas suele ser el siguiente: mientras se tramita el procedimiento, si la madre quiere, lo tiene. Mientras que al padre sólo le queda callarse, porque sino termina denunciado. Cuando sale el auto de medidas provisionales -y ya por lo menos tiene un régimen establecido-, lo mismo, cuando la madre quiere y no pasa nada.

    Eso sí esto no solo les ocurre a los padres, pero si en la mayor parte de los casos. También hay madres sufriendo esto, aunque sean menos. Nosotros nos ponemos de parte de los niños que tienen derecho a recibir cariño por todas partes.

    Cartel de concienciación sobre la violencia contra la mujer / EFE.
    Cartel de concienciación sobre la violencia contra la mujer / EFE.

    ¿Llegará a ser real la custodia compartida?

    Por supuesto que llegará. De hecho, cada vez más padres están dispuesto a no renunciar a lo que más quieren. Y es lo mejor para los niños, disfrutar de sus progenitores por igual.

    Para la mujer, por mucho que ahora diga que es otra forma de machismo, será un gran avance, porque podrá realizarse en todas las facetas de su vida, con las mías obligaciones y derechos. Eso sí que es igualdad real.

    ¿Cómo surge la plataforma ‘Movimiento Femenino por la Igualdad Real’?

    Nacemos a partir de un grupo de whatsapp. Nos juntamos al ver que cada día teníamos que leer desgracias, porque no poder ver a sus hijos o a sus nietos les estaba minando el alma. Ahí decidimos dar un paso adelante.

    Nuestras camisetas son azul celeste por el color del cielo, como símbolo de que no hay límites. Estamos constituidas como asociación a nivel nacional. Tenemos compañeras repartidas por todo el territorio y no paramos de hacer movilizaciones.

    «Desde Igualdad Real nos posicionamos en contra de todo tipo de violencia, apostamos por la derogación de la ley de violencia de género»

    ¿Cuáles son sus principales objetivos y proyectos?

    Nos posicionamos en contra de todo tipo de violencia, apostamos por la derogación de la ley de violencia de género porque entendemos que lo ideal sería legislar en igualdad y promover una ley contra la violencia intrafamiliar, donde se recojan todos los casos de violencia y a todos los tipos de familia.

    También nos posicionamos en contra de las denuncias falsas, entendiendo que debe ser el Ministerio Público el que debe perseguir de oficio estos casos.

    Pida un deseo.

    Dejar un mundo mejor a mis hijos.

    Entrevista realizada a: Antonia Alba

    Comentarios

    Comentarios

    Abulense de nacimiento y residente en la ciudad que nunca duerme: Madrid. Periodista por vocación y de corazón. Contadora de historias. Se licenció en la Universidad Francisco de Vitoria. Se crió en el Gabinete de Prensa del Partido Popular de Madrid, Punto Radio, Cope y en HazteOír.org . Creció en Lo Comunicas, Intereconomía y en el Departamento de Comunicación de los Colegio Zola. Y ahora disfruta en Actuall.