Manuela Carmena y María Menéndez
Manuela Carmena y María Menéndez

Las familias numerosas no dejarán de aprovecharse de la reducción de tasas en las guarderías públicas de Madrid a pesar de que gobierne el partido Ahora Madrid de Manuela Carmena.

Y es que después de anunciar en 2016 que se hacía cargo de las guarderías públicas de Madrid, Carmena presentó el pasado mes de marzo sus nuevas tarifas de cara al próximo curso en las cuales las familias numerosas no estaban dentro de los grupos que podían acogerse a la reducción de la cuota de escolaridad y horario ampliado.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, durante una comparecenca de prensa
La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, / EFE

Sí estaban en estas ayudas los alumnos en acogimiento residencial cuya guardia o tutela corresponda al Instituto Madrileño de la Familia y el Menor,  los escolarizados al amparo de los acuerdos con la dirección general de Instituciones Penitenciarias y con la dirección general de la Mujer y también  los alumnos cuya familia sea beneficiaria de la Renta Mínima de Inserción.

Pero a pesar de los intentos del grupo de la alcaldesa, las Familias Numerosas de Madrid han logrado que se cumpla lo que hasta ahora era norma obligada, y es que las familias especiales (más de cinco hijos) mantienen el 100% de la reducción de la cuota de escolaridad y horario ampliado, y las familias generales (más de tres hijos) al 50%.

«Es una victoria»

 

Para la presidenta de las Familias Numerosas de Madrid, María Menéndez, «se ha ganado la batalla». Lo más llamativo de toda esta historia es la excusa que ha presentado el grupo Ahora Madrid para justificar ese cambio de criterio.

Según Ahora Madrid no hacía falta incluir a las familias numerosas en la ley porque hasta ahora la norma ya recogía ese criterio, y era algo conocido

Según parece, no hacía falta incluir a las familias numerosas en la ley porque hasta ahora la norma ya recogía ese criterio, y era algo conocido. Es decir, daban por hecho que aunque no estuviese escrito en la ley, alguien les aplicaría el descuento.

Se trata de una gran batalla para aquellas familias que se enfrentaban a un incremento importante de gastos en el inicio del próximo curso. Una cuesta de septiembre bastante elevada ya de por sí.

Los próximos campos a conquistar para este colectivo son el IBI y la plusvalía. Una tarea más complicada, pero visto lo visto, no imposible.

Comentarios

Comentarios