La historia de una niña que siempre ha deseado ser un nino, una familia formada por dos madres, dos ninas cogidas de la mano, la aventura de un nino pingüino y un nino con aspecto de niña serán algunas de los temas que aprenderán los alumnos de primaria y secundaria a partir del curso que viene en los colegios de Barcelona. Se trata de una propuesta que surge tras el atentado en un club gay de Orlando.

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona / Wikimedia
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona / Wikimedia

Así lo ha decidido el equipo de Gobierno de Ada Colau que ha presentado el proyecto ‘Diversidad en corto’, formado por cinco cortometrajes de diez minutos cada uno y que quiere inculcar la ideología de género en los ninos a partir de los seis años, con la excusa de que hay que «respetar la variedad afectiva y evitar las discriminaciones hacia las personas LGTBI». El proyecto, impulsado por la concejalía de Feminismos y LGTBI, cuenta con un presupuesto de 48.158 euros, según aseguran desde el consistorio barcelonés.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Con la excusa de luchar contra la transfobia, la homofobia y todas las demás fobias por orientación sexual trabajarán en las aulas con recursos didácticos de género

Desde el Ayuntamiento de Barcelona señalan que “el proyecto pretende abordar desde el ámbito de la prevención una problemática que tiene una presencia cada vez más importante en edades más jovenes: la transfobia, la homofobia y todas las demás fobias por orientación e identidad de género constituyen un factor de riesgo y configuran el fondo de las discriminaciones hacia las personas LGTBI”.

Asimismo, junto a los cortes, “se elaborará material complementario con recursos didácticos para el trabajo en el aula”, afirman desde el consistorio, puesto que “se trata de generar reflexiones en los ninos, adolescentes y jovenes a partir de los seis años, que puedan constituir la base de la prevención de actitudes discriminatorias, de palabras y comportamientos de rechazo y fobia contra el colectivo LGTBI”, apuntan fuentes municipales a El Periodico.

‘Ficha’ a cinco directores

Para llevar a cabo esta iniciativa, Colau ha ‘fichado’ a los directores de cine Isabel Coixet, Judith Colell, Miguel Bosch, Carla Subirana e Isaki Lauesta que ya están culminando los cortometrajes, que se presentarán el próximo 30 junio en el festival de cine de temática LGTBI, conocido como Fire, en Barcelona.

La directora de cine, Isabel Coixet / Youtube
La directora de cine, Isabel Coixet / Youtube

En concreto, Isabel Coixet presentará el film, ‘Normal’, que aborda una reflexión sobre lo “que es normal o no”. Para ello, tendrá como protagonistas a dos ninas cogidas de la mano, dos hombres mayores, una niña que parece un nino, un nino con aspecto de niña, dos mujeres grandes, un hombre y una mujer, y por último, una niña y un nino.

Las películas tratan de ninas que desean ser ninos o de familias formadas por dos madres

Asimismo, Judith Colell dará a conocer ‘Aniversario’, la historia de una niña que siempre ha deseado ser un nino. En el caso del cortometraje de Miguel Bosch, que ya ha abordado temas de “diversidad” de género en otros trabajos, planteará la aventura de un nino pingüino en ‘Todo saldrá bien’.

Mientras que, Isaki Lacuesta, reflexionará sobre la homosexualidad a partir del primer beso en ‘Autorretrato en rosa y azul’. Y por último, Carla Subirana, tendrá como protagonista una familia formada por dos madres en su corto ‘Júpiter y Marte’.

Por otra parte, Ada Colau ha tomado como referente para este proyecto a Francia,  donde se hicieron cinco cortos no sólo en los colegios, sino que también creó una campaña televisiva en Canal+ en la que participó la actriz española, Victoria Abril.

Impulsa la iniciativa la Concejalía de Ciclo de la Vida y Feminismo, creada por Colau para sustituir a la Concejalía de Juventud

La iniciativa ha sido impulsada por la Concejalía de Ciclo de la Vida, Feminismo y LGTBI del Ayuntamiento de Barcelona en el que está al frente la edil de Podemos en Barcelona, Laura Pérez. Esta nueva concejalía, creada en junio de 2015 por Ada Colau para sustituir la Concejalía de Juventud, apostó por no hablar de “género”, ni siquiera de “mujeres”, simplemente de “feminismo”.

La edil de Ciclo de Vida, Feminismos y LGTBI del Ayuntamiento de Barcelona / Barcelona en Comú
La edil de Ciclo de Vida, Feminismos y LGTBI del Ayuntamiento de Barcelona / Barcelona en Comú

Y, ¿quién es Laura Pérez? La joven, que nació en la capital catalana en 1982, proviene de Podemos Barcelona y ahora es miembro de Barcelona En Comú. Ha estudiado periodismo pero, como ella misma dice, ante todo, es “feminista”. De hecho, reconoce que desde que Ada Colau tomó el consistorio de Barcelona, se ha convertido “en un ayuntamiento feminista convencido”.

La concejal de feminismos procede de Podemos Barcelona, estudia un master de género y sostiene que todas las políticas deben tener una visión feminista y LGTBI

Ha dedicado su vida a la “cooperación internacional en diferentes países de América Latina. He coordinado varios proyectos centrados en la reducción de desigualdades poniendo especial énfasis en aquellas basadas en cuestiones de género. Trabajé para ONO Mujeres por la eliminación de la violencia sexual en el espacio público y actualmente estudio un máster en Estudios de Género, Mujer y Ciudadanía”, explica en la página oficial de Barcelona En Comú.

La edil de Colau reconoció en una entrevista en EFE que las políticas tienen que tener una visión feminista, pero también de personas lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales. “No hay políticas públicas ciegas al género, todas tienen un efecto diferencial entre hombres y mujeres. Por eso, las políticas municipales tienen que plasmar esa visión; la movilidad, el urbanismo, la cultura, la salud, todas”, señaló.

Comentarios

Comentarios