Nicolás Márquez y Agustín Laje cerraron la gira Marxismo, feminismo y LGTBI en Cádiz, con protección policial. /HazteOir.org
Nicolás Márquez y Agustín Laje cerraron la gira Marxismo, feminismo y LGTBI en Cádiz, con protección policial. /HazteOir.org

Nuevo éxito de público en Cádiz en la conferencia ‘Marxismo, feminismo y LGTBI’, celebrada este viernes 16 de noviembre, pese a la censura de la Asociación de la Prensa de Cádiz y de políticos de Podemos que se manifestaron del lado de los violentos frente a la puerta del hotel. 

Los escritores y analistas políticos argentinos Agustín Laje y Nicolás Márquez han estado este viernes en Cádiz, en el Hotel Spa Cádiz Plaza, para desmontar los mitos de la nueva izquierda y repasar cronológicamente la imposición de la ideología de género en Europa y América, sus incoherencias y sinsentido, durante dos horas de conferencia y, después, durante el tiempo de las preguntas del público asistente.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

El miembro de HazteOir.org en Cádiz, Pedro Mejías, aseveró que “la batalla de las ideas ya la estamos ganando”.

El portavoz de HazteOir.org, Javier Villamor, denunció la falta de ética de la Asociación de la Prensa de Cádiz que el día de antes anunciaba que censuraba esta conferencia y denegaba su salón, a través de un lamentable e ideológico comunicado de prensa lleno de mentiras.

Políticos de Podemos como Ana Camelo, sexta teniente de alcalde y concejala en el Ayuntamiento de Cádiz se manifestaron junto a un centenar de radicales de izquierda que insultaron a los asistentes y organizadores. Pero, gracias a la encomiable labor de la Policía Nacional, los violentos estuvieron controlados en todo momento.

La gira ‘Marxismo, feminismo y LGTBI’ ha tenido lugar en nueve ciudades, durante nueve días. El recorrido empezó en Madrid el 6 de noviembre y ha finalizado en Cádiz el 16 de noviembre. Aquí se puede ver el recorrido de la gira completo.

El viernes 16 de noviembre por la mañana, Pedro Mejías, delegado de HO en Cádiz, acompañado de Agustín Laje y Nicolás Márquez, y del portavoz de HO, Javier Villamor, ha presentado en el registro de la Diputación de Cádiz, a las 12 horas; y en el registro del Ayuntamiento de Cádiz, a las 13 horas; sendos escritos para reclamar libertad de expresión en Cádiz y reivindicar el derecho de los padres a educar a sus hijos según sus propias convicciones y valores, tal y como reconoce la Constitución Española en su artículo 27.3.

Agustín Laje: “En España la libertad de expresión no existe”

El analista político Agustín Laje ha narrado durante su conferencia en Cádiz que en las nueve ciudades que han visitado en España, en todas, los ideológos del género han intentado, siempre, acabar con la libertad de expresión, amenazando a los locales que iban a acoger sus charlas, y desde los partidos comunistas, convocando manifestaciones violentas para impedir el acceso del público a las salas.

En las nueve ciudades hubo violencia por parte de los radicales de extrema izquierda que con sus insultos, siempre, y con el lanzamientos de objetos, algunas veces, trataron de impedir la libre información y el libre acceso y tránsito de los asistentes.

Es de reseñar que en esta última localización de Cádiz, públicamente, la Asociación de la Prensa de Cádiz ha reconocido su censura ideológica a HazteOir.org, a través de un comunicado. La Asociación de la Prensa de Cádiz quebrantó un contrato de alquiler de su sala a nombre de HazteOir.org, sólo por motivos ideológicos, espetando: “Nos desagrada ver nuestro nombre ligado al de colectivos que consideramos intransigentes y que fomentan el odio”.

Comentarios

Comentarios

Compartir
Licenciada en Ciencias de la Información, Rama de Publicidad y Relaciones Públicas, en la Universidad Complutense de Madrid. Máster en Periodismo de Radio, también en la UCM. He trabajado en prensa digital, en Radio Nacional de España y en productoras de televisión. Madre de familia numerosa. Tomando conciencia de la inmensa batalla en la que estamos inmersos entre la cultura de la vida y la cultura de la muerte.