Con motivo del día internacional contra la violencia ejercida contra la mujer, la formación política que más ha despuntado en las pasadas elecciones generales en España, Vox, ha difundido los 8 argumentos fundamentales de su postura sobre la llamada ‘violencia de género’ y, muy en especial, sobre la Ley Orgánica de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género.

https://twitter.com/vox_es/status/1198925421628346370?s=20

La formación liderada por Santiago Abascal parte de la base de que «reitera su condena a todo tipo de violencia independientemente de la nacionalidad, sexo, raza o cualquier condición de la víctima» sin distinciones.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

El partido ‘verde’ subraya que su compromiso «con la vida de las personas y su dignidad es firme e irrevocable, porque la violencia no tiene adjetivos» al tiempo que reitera su convicción de que «todas las personas son dignas por el mero hecho de serlo, desde su concepción hasta la muerte natural», de lo que se deduce que condena violencias cuestionadas como tales por otros partidos -desde el centro ala izquierda- como son las ejercidas contra los más indefensos como sucede con el aborto o la eutanasia.

Pero también defienden la cadena perpetua «para quienes cometen crímenes sexuales o asesinan a personas».

Un ley inútil que enfrenta a hombres y mujeres

Más centrados en el día que se conmemora, Vox defiende que «la violencia contra la mujer no se combate regando de dinero público asociaciones privadas de marcado contenido ideológico ni con campañas propagandísticas que criminalicen al varón, sino educando en la familia y en la escuela en el respeto«.

Por otro lado, respecto a la mencionada ley, la tercera fuerza política de España expresa su desacuerdo y su posición contraria a su aprobación y aplicación porque «los hombres y las mujeres son iguales en derechos y libertades, tal y como está contemplado en nuestra Constitución» y dicha norma «atenta contra la presunción de inocencia, y crea desigualdad jurídica y tribunales especiales».

La oposición de Vox a la Ley Orgánica de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género también se fundamenta en que «ha demostrado ser un fracaso y una mera herramienta ideológica con la que confrontar a hombres y mujeres». A favor de este argumento alega que «los asesinatos no han bajado y los presupuestos para asociaciones y estructuras políticas han aumentado».

Respecto a otras prácticas violentas que se practican contra la mujer, Vox incide en su rechazo de «los abusos continuados y el trato humillante que reciben las mujeres en muchos países no occidentales donde la trata sexual, el matrimonio forzoso o la ablación son prácticas sistemáticas, que atentan contra la dignidad e intimidad de la mujer».

Por todo ello, hacemos Vox hace un llamamiento al resto de formaciones políticas para denunciar públicamente la violencia que sufren las mujeres en muchos países no occidentales, derogar la Ley de Violencia de Género, legislar a favor de la cadena perpetua y combatir la inmigración ilegal «que fomenta la trata de personas, la explotación sexual y genera inseguridad en los barrios, donde, cada vez más, las mujeres no se sienten seguras».

Por último, Vox se manifiesta a favor de la igualdad de las personas y rechazan «la colectivización y utilización electoralista que se hace de la mujer» además de proclamar «que todas las víctimas son dignas de respeto» y exigir «una ley de violencia intrafamiliar que las proteja a todas por igual».

Comentarios

Comentarios