Los familiares de Francisco Franco portan su féretro en el Valle de los Caídos. /EFE
Los familiares de Francisco Franco portan su féretro en el Valle de los Caídos. /EFE

Bueno, pues ya está Franco fuera de su tumba en el Valle de los Caídos… Y, joder, ¡¡¡qué sensación!!! Ahora me siento más español, más libre, más hombre, más demócrata, más del Madrid, ¡¡¡más todo!!! El aire huele diferente y todos los problemas que asolan a esta España nuestra (por lo que se ve en Cataluña, más de unos que de otros, pero seguro que la exhumación lo arregla), quedan de un plumazo resueltos.

No sé cómo agradecer al presidente en funciones, no electo como Dios manda (perdón, que eso es facha), este acto de justicia con el dictador execrable que durante 40 interminables años nos tuvo bajo su férrea bota, perpetrando crímenes tan horrendos como la Seguridad Social, paga a los jubilados, los pantanos que tanta falta nos hacen, edificios públicos (hospitales, colegios, graneros, aeropuertos, ministerios…) que ahora ocupan y disfrutan los demócratas de toda la vida; carreteras y obras públicas a mansalva, subvencionando la vivienda social; fomentando el turismo, la empresa del automóvil y la construcción (base de la economía actual) y llevándonos a ser la asquerosa novena potencia mundial con el famoso «milagro español», alcanzando los mayores crecimientos económicos de la historia de este ingrato país y casi sin ayuda extranjera, con un paro de apenas el 2%.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Ah, y forrándose los riñones a costa nuestra. ¿Eh? Ah, no, que me dicen que no ha habido en 44 años posibilidad de demostrar un sólo chanchullo de Francisco Franco Bahamonde, y lo sé bien, ya que mi abuelo fue su Interventor-Asesor y la persona más honrada del mundo, que no permitiría una sola sinvergonzonada sin poner su cargo a disposición de quien correspondiera.

Y todo ello, le condena a no poder descansar en paz en un sitio en que Franco no quería reposar por respeto a los caídos en la Guerra Civil (fue cosa de Carlos Arias Navarro, por cierto). El inmundo revanchismo de cloaca por ganar una guerra perdida hace 80 años y un electoralismo vomitivo, lo han hecho posible, por la Gracia de Dios.

Esos mismos que se callan como putas cuando les hablas de los mausoleos de Stalin o Mao Tse Tung, los dos mayores genocidas de toda la Historia, con 78 y 23 millones de asesinados respectivamente (Hitler ocupa una ‘honrosa’ 3a posición, con 17 millones, para que os hagáis una idea) en el Kremlin y Tiananmen. Esos, sí, que son de izquierdas y lo del genocidio no va con ellos.

Pero nuestro Generalísimo, es lo peor y todos, estábamos al borde de la arcada con su tumba en Cuelgamuros, de donde se le ha sacado sin respetar esos derechos que a todos nos asisten al palmar. ¡¡¡Ejemplar!!!

Desde luego, Excelencia, no se nos puede dejar solos… A ver si de una vez por todas, D.E.P., D. Francisco Franco Bahamonde, Caudillo de España. Por cierto, que en su honor, y no por gusto visto lo malparidos que somos, grito, hoy con poco orgullo ¡¡¡ARRIBA ESPAÑA!!!

* Por Enrique de Esteban.

Comentarios

Comentarios