Martin Lutero
Martin Lutero

El protestantismo ha marcado el rumbo de Occidente desde que en el siglo XVI, hace ahora 500 años, el fraile agustino Martín Lutero se rebeló contra la Iglesia.

Al final, la rebelión de Lutero no fue solo una cuestión estrictamente religiosa sino una disputa política entre los príncipes alemanes y Carlos V, que derivó en guerras y en la redefinición del mapa ideológico de Europa y luego de América.

1. El origen de la palabra protestante

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

La palabra “protestante” proviene de los príncipes alemanes que emiten una “protesta” contra el emperador del Sacro Imperio Romano, Carlos V, que se negaba a los llamados a la reforma luterana dentro de la Iglesia Católica.

Por tal  razón a las personas que defendían estas posturas o que se adherían a ellas les empezaron a llamar protestantes.

2. Martin Lutero es la figura más influyente de la Reforma protestante

El 31 de octubre de 1517, el fraile agustino Martín Lutero se rebeló contra la Iglesia cuando publicó sus “95 tesis” sobre la penitencia y el uso de indulgencias en la puerta del Palacio de Wittenberg, en Alemania.

Posteriormente, Lutero desarrolló esos 95 principios de su doctrina llegando a una distinta a la fe católica.

Dejó la vida religiosa y contrajo matrimonio con una exmonja, y durante su vida atacó duramente al papado y dio lugar a varias revueltas.

El Cisma de Occidente (1378 a 1417) redujo en gran medida la reputación de la Iglesia Católica e hizo que muchos cuestionen la legitimidad del Papa

Enrique VIII
Enrique VIII

3. La Reforma no solo tuvo motivaciones religiosas

Si bien la venta de indulgencias fue considerada por Lutero como una de las principales razones de su ruptura con la Iglesia Católica, hubo otras razones históricas que permitieron la Reforma protestante.

Entre estas el Cisma de Occidente (1378 a 1417) que redujo en gran medida la reputación de la Iglesia Católica e hizo que muchos cuestionen la legitimidad del Papa; el inicio del periodo del Renacimiento que cuestionó el pensamiento tradicional; o el ascenso de estados nacionales y monarcas que querían el poder absoluto de su nación, como Enrique VIII, quien se separó de la Iglesia en 1534.

4. Los postulados del protestantismo de Lutero

Lutero desarrolla la creencia de que el hombre es salvado solamente por la fe en Cristo y que no existe, por tanto, obligación de hacer buenas obras.

Esta creencia equivocada es conocida históricamente como doctrina de la justificación por la sola fe (Sola Fide).

El luteranismo también rechaza totalmente la primacía del Papa y afirma que la Biblia es única fuente de autoridad. También rechaza la intercesión de los santos y la Virgen María, la veneración de imágenes, la existencia del purgatorio.

5. Lutero fue excomulgado

La bula Exsurge Domine de 1520 del Papa León X, fue la primera respuesta del pontificado que condenó a Lutero y lo amenazó con la excomunión.

En enero de 1521, al no retractarse, Lutero fue excomulgado y luego condenado en la Dieta de Worms, un congreso imperial convocado por el emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, Carlos V.

Calvino considera que debían eliminarse todos los sacramentos incluso los dos que conservó Lutero: Bautismo y la Eucaristía, esta última concebida de una forma diferente

6. Juan Calvino funda la segunda rama principal del protestantismo

Las ideas de Lutero se extendieron por toda Europa. Como consecuencia, el teólogo francés Juan Calvino, fundó la segunda rama principal del protestantismo llamada “calvinismo” en Ginebra en 1541.

Calvino considera que debía eliminarse todos los sacramentos de la Iglesia Católica, incluso los dos que conservó Lutero: el Bautismo y la Eucaristía (esta última concebida de una forma diferente), lo que llevó a la formación de otras denominaciones como presbiterianos, anglicanos, anabaptistas y congregacionalistas.

7. Las ideas de la Reforma se expandieron por la imprenta

Sin la creación de la imprenta de Johannes Guttenberg, las nuevas ideas protestantes no hubieran logrado extenderse por Europa a gran escala.

Carlos I de España y V del Sacro Imperio Romano Germánico

8. La Reforma causó guerras de religión

La Reforma dio lugar a una serie de guerras religiosas que finalmente culminaron en la Guerra de los Treinta Años (1618-1648), la cual devastó gran parte del actual territorio de Alemania.

Esta noticia se publicó originalmente en AciPrensa.

También te puede interesar:

Elvira Roca, autora de ‘Imperiofobia’: “Los protestantes persiguieron más que la propia Inquisición”

Comentarios

Comentarios