Dos mujeres protegen la Cruz de la Paz de la Vall dUxó en Castellón antes de su derribo.
Dos mujeres protegen la Cruz de la Paz de la Vall dUxó en Castellón antes de su derribo.

La Asociación Española de Abogados Cristianos ha presentado una querella por falso testimonio contra los testigos del caso del derribo de la Cruz de Vall d’Uixó por el que está siendo investigada la alcaldesa de la localidad castellonense, Tania Baños.

La organización de juristas acusa a la ex concejal de urbanismo de Vall D’Uixó y al empresario adjudicatario de la obra de «realizar declaraciones objetivamente falsas en sede judicial». Ha alegado que «los testigos mintieron sobre la adjudicación de la obra, diciendo que se trataba de la remodelación de la Plaza y no del derribo de la Cruz».

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

«Además, tampoco dijeron la verdad sobre el coste que supuso la obra ni sobre los plazos en los que se realizó», ha señalado Abogados Cristianos.

La presidenta de Abogados Cristianos, Polonia Castellanos, ha denunciado que «los testigos también dijeron ante el juez que contaban con el respaldo de un informe de la Generalitat Valenciana, cuando el documento dice justamente lo contrario».

Castellanos ha criticado además que «de forma deliberada, los testigos hablaban del monumento religioso como Cruz de los Caídos cuando el nombre en su origen fue Cruz de los Mártires, ya que estaba situada en la plaza del mismo nombre y, después, fue renombrada como la Cruz de la Plaza de la Paz».

Castellanos ha asegurado que «el único objetivo de usar este lenguaje es tratar de justificar la actuación de la alcaldesa, Tania Baños, que derribó un monumento religioso sin ninguna justificación y sin contar con el respaldo del pleno del Ayuntamiento, algo totalmente incomprensible y que constituye un claro delito contra los sentimientos religiosos».

También te puede interesar:

Comentarios

Comentarios