Amenazan con quemar la iglesia de un cura que criticó la gestión de Sánchez de la pandemia

La pintada en la fachada de la iglesia aparece días después de que el sacerdote difundiera una crítica de la gestión de la pandemia realizada por Ejecutivo. El padre Lozano responde: "Para que la iglesia ilumine es necesario que arda, que arda del amor de Dios".

0

«La unica iglesia k ilumina es la k arde» (sic). Esta es la forma en que ha sido amenazada la iglesia en la que realiza su ministerio sacerdotal el presbítero Julián Lozano en la localidad dde Ciempozuelos (Madrid).

La advertencia amenazadora fue realizada el pasado martes, según un vídeo difundido por el propio sacerdote a través de las redes sociales y en el que denuncia la enfermedad de la sociedad española antes del coronavirus: «Enferma de ignorancia, enferma de odio y enferma de ideología» puntualiza Lozano en la grabación.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

El sacerdote, que tilda de «iluminado» al autor de la pintada, se pregunta por los motivos que han llevado a realizar estas amenazas e ironiza sobre algunas de las acciones llevadas a cabo por miembros de la parroquia para combatir y paliar los efectos de la pandemia del coronavirus, como cerrar el templo para evitar más contagios, atender a los enfermos en el Hospital de Valdemoro, ayudar a solventar en la medida de lo posible a través de Cáritas y gracias a los voluntarios las necesidades de alimentación de decenas de familias o las inicitivas de las hermandades religiosas para confeccionar batas y mascarillas.

Más allá de la ironía, el padre Lozano hace referencia a una crítica a la gestión que el Gobierno ha realizado de la pandemia del coronavirus realizada el pasado 20 de abril y que se puede ver en su canal de YouTube.

A pesar de todo, Lozano asegura que «la confianza es mucho más fuerte que el dolor» y se muestra seguro de que «la mayoría de la gente es gente de bien, que apoya a la parroquia». Al tiempo, realiza un llamamiento a que el autor de la pintada «recapacite y cambie de actitud».

Para concluir su mensaje, Lozano aprovecha el sentido literal de la amenaza para pedir a los cristianos que tomen nota de «algo que es verdadero» en la pintada: «Para que la iglesia ilumine es necesario que arda, que arda del amor de Dios, que arda de caridad, pero que arda también de verdad y de libertad a la hora de expresarnos y compartir con libertad nuestras opiniones, siempre con respeto y siempre para construir».

Comentarios

Comentarios