Los ataques a la libertad religiosa se han vuelto cada día más numerosos y agresivos
Los ataques a la libertad religiosa se han vuelto cada día más numerosos y agresivos

Este es el discurso que Ana Blanco, voluntaria del Observatorio de Libertad Religiosa, pronunció durante el IV Comisión de Seguimiento Plan de Acción de lucha contra los delitos de odio del Ministerio del Interior:

“Dentro de este foro en el que se nos da voz, queremos poner encima de la mesa algunos aspectos, que no los únicos, que afectan a la Libertad religiosa y de conciencia dentro de este marco de los delitos de odio.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

Lo primero que nos gustaría resaltar es que observamos un progresivo aumento en el ‘tono’ de las agresiones y manifestaciones de odio contra los sentimientos religiosos: en el próximo informe aparecerá, por ejemplo, el caso de una campaña de twitter, no censurada, contra la religión católica que fue trending topic y cuya etiqueta era #fuego al clero. O la pintada reciente en la pared de la Iglesia de Santa María del Mar (Barcelona) que decía ‘La única Iglesia que ilumina es la que arde‘. O las pintadas que aparecieron este mismo año en un cementerio judío de Madrid con frases tan desafortunadas como ‘judío asesino vamos a por ti’ o ‘Juden bueno, juden muerto’.

El segundo aspecto que queremos comentar, que no se enmarca específicamente dentro de los delitos de odio pero sí tiene cabida en el ámbito de la sensibilidad religiosa. es la limitación al culto y las restricciones en el aforo impuestas para las celebraciones y otros actos religiosos. En otros ámbitos, las reuniones y celebraciones se han permitido, como actos políticos (mítines, celebraciones de resultados electorales…) o deportivos (celebración de resultados de campeonatos deportivos, por poner un ejemplo).

La celebración del culto para los creyentes de cualquier confesión es fundamental y necesaria, y es una actividad de carácter esencial, al igual que otras.

Otro punto a considerar es la propuesta presentada por algunos sectores pare eliminar del código penal el delito de “ofensa contra los sentimientos religiosos”. Creemos que esto no va a favorecer que los delitos de odio contra la libertad religiosa se reduzcan. ¿Quizá estamos relajando, rebajando y menospreciando, y por tanto, dando pie a que este tipo de delitos no decrezcan, sino dando vía libre a que vayan en aumento, al no estar sancionados?

Por último, vemos necesario mencionar la inclusión dentro de las materias escolares de determinadas enseñanzas que van contra las creencias religiosas y que vulneran el derecho de los padres a decidir sobre la educación moral de sus hijos. En relación a este punto consideramos que se va en contra del pretendido objetivo que mencionábamos al principio, ese de crear un marco regulador para la ‘convivencia social’. Yo me pregunto si hay necesidad realmente de enfrentar a la sociedad impartiendo una ideología a menores que es contraria a las creencias religiosas de los padres. De nuevo, me pregunto si esto favorece la concordia o si estamos creando un aumento de tensión innecesaria entre dos pensamientos contrapuestos. Tenemos que posicionarnos TODOS en ese “respeto a las distintas ideas” y a la libertad.

Creemos que la educación en valores como el respeto a la autoridad, a los sentimientos y sensibilidad religiosa y a las distintas creencias es fundamental para la pacífica convivencia. Y lo que se constata, en realidad y bajo mi punto de vista, es un debate no constructivo así como un avivamiento en el discurso del ‘enfrentar’ a partes que piensan diferente en vez de generar un marco de respeto y tolerancia frente a las distintas opiniones. El término ‘educación’ es incompatible con la ofensa, la mofa, la agresión, la blasfemia y el herir la sensibilidad religiosa.

Muchas gracias a todos por los esfuerzos y la dedicación para crear una mejor sociedad y una mejor convivencia. 

Ana Blanco, voluntaria del Observatorio de Libertad Religiosa.

Comentarios

Comentarios