Daniel Gallagher. / Twitter
Daniel Gallagher / Twitter

Newsweek acaba de destapar la historia del testimonio falso de un ex monaguillo, que en el furor del escándalo de los abusos sexuales cometidos por miembros de la Iglesia católica en los Estados Unidos, no dudó inventarse su propio drama.

En el año 2011, Daniel Gallagher, afirmó en que había sido violado en repetidas ocasiones por dos sacerdotes y un profesor, mientras estudiaba quinto y sexto grado en la parroquia de San Jerónimo en Filadelfia (EE UU). Sin embargo, las evaluaciones psiquiátricas realizadas posteriormente determinaron que el joven mintió.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

El testimonio de este ex monaguillo, que en aquel momento tenía 22 años, supuso que los tres acusados fueran condenados por presuntos abusos sexuales. Además de ellos, acusó a Monseñor William Lynn, ex vicario para el clero de la Archidiócesis de Filadelfia, ya que le habló de los presuntos abusos que sufrió por parte de los sacerdotes y el profesor.

Era la primera vez que un administrador de la Iglesia Católica, el ex vicario para el clero de la Archidiócesis de Filadelfia, Lynn, y los presuntos agresores, eran declarados culpables por este cargo.

El denunciante recibió una indemnización de unos cinco millones de dólares

La demanda civil que presentó contra la Arquidiócesis de la ciudad y los presuntos agresores supuso que Gallagher, apodado como ‘Billy Doe’, recibiera una indemnización de aproximadamente 5 millones de dólares, según ha señalado Newsweek.

Uno de los sacerdotes y el maestro continúan en prisión desde 2013. El padre Engelhardt falleció en noviembre de 2014, después de que se le negara una operación de corazón que le habría salvado la vida.

Gallagher llevó injustamente a la cárcel a los sacerdotes

Los miembros de la orden religiosa los Oblatos de San Francisco de Sales, a la que pertenecía el sacerdote fallecido, pagaron los servicios de un psiquiatra forense para conseguir exculpar a su hermano. El informe que presentó el doctor reveló que el joven había mentido y él mismo admitió haber proporcionado «datos poco fiables».

Tras una revisión exhaustiva de la historia clínica de Gallagher se descubrió que el joven de consumía y traficaba heroína. Además había sido expulsado de dos escuelas secundarias y había entrado y salido de 23 centros de rehabilitación de drogas en un período de 10 años.

El investigador detectó que ‘Billy Doe’ había presentado al menos nueve versiones diferentes del caso

Además había estado detenido seis veces por cargos de drogas y un robo menor, incluyendo un cargo por posesión e intento de distribución de 56 bolsas de heroína. El doctor agregó también que había mentido sobre los servicios médicos que había recibido y por tanto, dijo que no era «posible concluir con un grado razonable de certeza psiquiátrica o psicológica que el Sr. Gallagher fue abusado sexualmente cuando era nino».

Nueve contradicciones en la historia que contó

El detective que realizó la investigación del fiscal de distrito de Filadelfia sobre las denuncias de Gallagher también manifestó tener serias dudas sobre la historia que Gallagher contó. El investigador detectó que ‘Billy Doe’ había presentado al menos nueve versiones diferentes del caso. 

El detective tachó de «cuentos inverosímiles» la historia de Gallagher y explicó que había numerosas razones para creer que el joven mentía de forma recurrente. Para ello, utilizó información del colegio y sus registros médicos para refutar las numerosas denuncias de lesiones físicas y psíquicas que había hecho en los últimos años.

El caso en la revista Rolling Stone

La historia de «Billy Doe» atrajó la atención de la escritora de la revista Rolling Stone, Sabrina Rubin Erdely. La periodista acusó en varias ocasiones a los presuntos agresores en un artículo llamado ‘The Catholic Church’s Secret Sex-Crime Files’ (Los archivos de los crímenes sexuales secretos de la Iglesia Católica’) y calificó a Gallagher como un «dulce y amable nino con buena apariencia juvenil».

Es curioso que el caso lo publicó la misma periodista que más tarde escribió sobre ‘Jackie’, una estudiante de la Universidad de Virginia, que también afirmó haber sido violada por siete hombres en una fiesta. Poco después, se supo que la historia había sido un engaño de la joven ‘Jackie’.

La revista Rolling Stone tuvo que retractarse y ahora afronta dos demandas por difamación.

Comentarios

Comentarios