El Parlamento de Polonia reconoce que
El Parlamento de Polonia reconoce que "la imagen de la Virgen es uno de los más importantes tesoros religiosos y materiales de la nación"

De manera oficial, las autoridades de Polonia han definido la importancia de la Virgen de Czestochowa en el pasado y presente del país. Con motivo de las celebraciones del tercer centenario de la coronación de la Virgen de Czestochowa como Reina de Polonia, el Parlamento polaco ha asegurado que “la Virgen María ha tenido un papel clave de unidad y esperanza”.

En el texto se hace hincapié “en la especial importancia de la devoción mariana para nuestra patria – no sólo en el aspecto religioso, sino también social, cultural y patriótico”.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

“La imagen de la Madre de Dios en Jasna Gora… es uno de los más importantes tesoros religiosos y materiales de la nación”

Ya en diciembre de 2016 se había aprobado una resolución que declaraba que “la imagen de la Madre de Dios en Jasna Gora… es uno de los más importantes tesoros religiosos y materiales de la nación“.

De este modo, la Cámara Baja ha recordado en su escrito que la coronación de la imagen de la virgen que Jasna Gora tuvo lugar el 8 de septiembre de 1717, es un gran símbolo para Polonia.

“El catolicismo y el amor a María son parte integral de este pueblo eslavo que ha resistido las persecuciones y la opresión sin renunciar a su fe, que ha conformado la identidad nacional de Polonia”, se afirma.

Las celebraciones del tercer centenario de la coronación de la Virgen fueron iniciadas oficialmente por el Arzobispo de Poznan, Stanislaw Gadecki, en septiembre de 2016.

Hace apenas unos meses, Actuall contaba que las autoridades polacas habían declarado a Jesucristo como Rey del país, un título rimbombante que no es otra cosa que el reconocimiento honorífico de su reinado en todo el mundo, aunque en la documentación eclesiástica se describe la ceremonia como “un acto de aceptación nacional del reino de Cristo y de sumisión a su poder divino”.

También te puede interesar

Comentarios

Comentarios

Compartir