Uno de los crucifijos que ha sido tirado al suelo en la parroquia de San Oto.
Uno de los crucifijos que ha sido tirado al suelo en la parroquia de San Oto.

La ciudad alemana de Bamberg ha sufrido en los últimos días varios ataques de vándalos que han provocado cuantiosos destrozos en al menos seis iglesias de la ciudad, valorados en más de 20.000 euros. Los templos atacados eran del convento del Santo Sepulcro, la iglesia de San Oto, la Iglesia del Redentor, la iglesia de San Martín y la de Santa Cunegunda.

Los ataques han alarmado a los creyentes e incluso algunos sacerdotes han solicitado que se coloquen cámaras en las entradas de los templos para evitar nuevos ataques.

Otras de las imágenes que ha sido destrozada por los actos vandálicos.
Otras de las imágenes que ha sido destrozada por los actos vandálicos.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

La Policía parece haber detenido ya a un sospechoso por haber provocado los destrozos, pero todavía se desconoce las causas que le llevaron a destrozar las imágenes de las iglesias. Esta detención ha sido gracias a la colaboración de los ciudadanos a los que se había dirigido la Policía. Según un testigo, un joven, que podría ser el detenido, semanas antes había estado en una de las iglesias y había escupido sobre uno de los crucifijos.

Uno de los párrocos se ha lamentado porque como consecuencia de estos hecho ha tenido que cerrar las parroquias, cuando hasta ahora siempre habían estado abiertas para que las personas pudieran acercarse en cualquier momento a rezar.

También te puede interesar:

Feministas radicales se dedican a pintar iglesias de Madrid como parte del 8M

Comentarios

Comentarios

Compartir
Licenciado en periodismo y filosofía, lo que le permitió descubrir Roma. Catalán afincado en Madrid, amante de España y sus diversidades. Ávido lector y cariñoso contador de cuentos en casa.