Consulta popular en Venezuela
El presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, habla junto a diputados y líderes de la Mesa de Unidad Democrática, tras la votación de más de 7 millones de venezolanos en la consulta popular de este domingo contra la Asamblea Constituyente impulsada por el presidente Nicolás Maduro. (Fotografía: Cristian Hernández / EFE)

¡Buenos días, actuallers!

Estas son las historias más destacadas al comenzar este martes 18 de julio, San Arsenio. Si te lo han reenviado, date de alta aquí para recibirlo en tu buzón.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

SOLO PARA SUSCRIPTORES

Más de siete millones de venezolanos dicen ‘no’ a la Asamblea Constituyente impulsada por el presidente Nicolás Maduro. El plebiscito del pasado domingo, organizado por los partidos de la oposición integrados en la Mesa de Unidad Democrática ha mostrado el grado de movilización y de hartazgo de la población con el régimen chavista.

En una crónica para Actuall, Diego Hernández, corresponsal de este diario en iberoamérica, describe los incidentes de la jornada, marcada por dos actitudes contrapuestas: por un lado, la participación masiva de los venezolanos, dentro y fuera del país, y por otro, la violenta represión de la policía al servicio del Gobierno de Nicolás Maduro.

Una mujer falleció como consecuencia de un disparo en la cabeza, y en varios puntos de votación se registraron choques de manifestantes con la Guardia Nacional Bolivariana y grupos paramilitares afines al Gobierno.

Esta crónica de Alfonso Maldonado, en el Blog de la Redacción, es el relato de un testigo directo de los acontecimientos en Venezuela.

El presidente Maduro debe tomar nota de lo que ocurrió este domingo en el país, escuchar el clamor de su pueblo y renunciar, para dejar paso a una salida electoral de la crisis. Todo apunta que no lo hará.

El sucesor de Hugo Chávez ha convocado una consulta sobre la Asamblea Constituyente para el próximo 30 de julio. Puede encontrarse con las urnas vacías. Está a tiempo de evitar hacer el ridículo.

Muere el líder de Estado Islámico en Afganistán. Abu Sayed fue eliminado por un ataque con drones, según informó el viernes el Departamento de Defensa de los Estados Unidos. (The New York Times, en inglés)

80 ‘Testimonios por la Vida’ en Chile. Un libro impacta en el debate sobre la primera ley del aborto, con el testimonio de 80 mujeres que han vivido embarazos vulnerables en los tres supuestos que propone la reforma del Gobierno de la presidenta Michelle Bachelet. (Actuall)

Iglesias cristianas bajo amenaza en Egipto. Los templos han suspendido servicios tras las amenazas de grupos yihadistas. La medida incluye la suspensión de peregrinaciones, conferencias y algunas celebraciones. (Actuall)

CON VOZ PROPIA

“Sabemos que a este apasionado pastor le resultaba especialmente difícil salir de su puesto, especialmente, en un momento en que la Iglesia se encuentra en una necesidad particularmente apremiante de pastores convincentes que puedan resistir la dictadura del espíritu de la época y que vivan y piensen la fe con determinación. Sin embargo, lo que más me emocionó fue que, en este último periodo de su vida, aprendió a dejar ir y vivir de una profunda convicción de que el Señor no abandona su Iglesia, incluso cuando el barco ha recibido tanta agua y está a punto de volcarse”. 

[Benedicto XVI, mensaje en las exequias fúnebres del cardenal Joachim Meisner, 14 de julio de 2017]

SELECCIÓN DE ACTUALL

El ‘Club de los Puros’ se pone estupendo con Polonia, por Candela Sande. La autora comenta la iniciativa del Partido Popular Europeo de pedir sanciones contra Polonia, por socavar el Estado de Derecho. “La Comisión Europea” –escribe en este artículo para Actuall– “no es que sea el colmo de la democracia”.

Limpieza de sangre de Puigdemont, por Luis Losada. El columnista, una de las firmas destacadas en Actuall, escribe sobre la “purga” en el Gobierno independentista de Cataluña: El presidente Carles Puigdemont ejecuta las instrucciones de su socio de la Esquerra Republicana, Oriol Junqueras. “Donde hay patrón, no manda marinero”, apunta el comentarista.

Lo que dice el cardenal Sarah sobre la familia sería delito en varios países. La retórica de los críticos de Sarah revela que los católicos liberales se han convertido en nacionalistas eclesiales.

CORRESPONDENCIA

Ángel Manuel García Carmona comparte con la Redacción de Actuall y sus suscriptores el artículo que acaba de publicar en el diario Religión en Libertad, titulado “Cataluña, la desobediencia civil y la subsidiariedad”.

Un comentario en esta misma sección de “Correspondencia”, en la edición de ayer, ha suscitado réplicas de varios suscriptores.

Miguel Tapia C. sostenía que, en el caso Charlie Gard, los padres están actuando en contra del interés del bebé, a quien deberían dejar morir, a fin de librarle del sufrimiento de su enfermedad.

José Luis Martínez Fernández firma la siguiente réplica:

Buenos días, señor director:

Podría decirle al señor Tapia que el “patético y aterrador” es él. Patético, porque no quiere ver que el hombre lleva consigo el dolor y el sufrimiento desde su nacimiento, dolor y sufrimiento que quiere ocultar el señor Tapia, incapaz de aceptar tal verdad. Es como la avestruz, que cuando ve el peligro, esconde la cabeza entre las alas. 

El dolor y el sufrimiento no nos gusta a nadie, pero su existencia es evidente.

El señor Tapia quiere que se deje morir a Charlie, porque, de esa manera, quita de su vista el dolor y el sufrimiento, que están pasando sus padres, porque Charlie no sé si sufre, o no.

[…]

Puedo darle numerosas razonas para apoyar a los padres de Charlie y a Charlie, tanto de índole religiosa como material.

[…]

El simple hecho –muy importante– de que Charlie sea hijo de Dios, y que Dios le haya dado la vida, es razón suficiente para afirmar que ningún ser humano, sea juez, autoridad, político, etcétera, tiene la potestad de quitar la vida a Charlie. Esta es la razón mas poderosa.

De índole material: como ciudadano que es Charlie, además ciudadano indefenso, los poderes públicos deben garantizar su vida.

Los padres tienen la obligación de velar por la seguridad de su hijo, y tienen el derecho de intentar por todos los medios salvar su vida.

[…] ¿De donde deduce usted o saca la conclusión de que se está torturando a Charlie?. Pero es que, aún cuando Charlie sufriera, que es distinto de tortura, ese sufrimiento se padece por un bien mejor, el de su curación […]

Los padres no son los egoístas, la sociedad que quiere matar a Charlie, o algunos de sus miembros son los egoístas.

[…]

Un saludo, señor director

José Luis Martínez Fernández

Helena de la Fuente expone la siguiente réplica, al mismo comentario de ayer sobre el caso Charlie Gard: “Charlie será muy feliz porque tendrá algo que a muchos les falta: el amor de sus padres y de todos los que le rodean y el cariño de 500000 personas. Deja, al menos, que sea él el que te diga cuando crezca lo que desea, de momento, su voz son sus padres que son los que mejor saben lo que le conviene porque ¿acaso le conoces tú mejor que ellos?”

Josefina Cámara B., desde México DF, sobre el mismo asunto: “Casi estoy segura de que este Señor no sabe lo que es la paternidad. Quienes hemos tenido que ejercer la maternidad o paternidad solas, sabemos que es muy diferente no aceptar la muerte de un hijo, a permitir que le maten. Si prestigiados hospitales de España y los Estados Unidos le ofrecen una posibilidad, aunque sea solo eso, «una mera posibilidad» a estos padres, están en todo el derecho, si no es que el deber, de intentarlo todo: que, a veces, se tenga que arriesgar en un tratamiento inseguro o novedoso, no significa hacer experimentos crueles o indebidos con un hijo, porque ¿qué padres desearían esto? Y, si el niño tuviera un deceso, a pesar de toda la ayuda, entonces podríamos hablar de resignación de los padres. Pero, resignarse a que un Tribunal dé la orden de que dejen morir al niño por asfixia y deshidratación, eso ningún padre o madre lo haría. Ahora, ¡claro!, es mucho más fácil y barato escudarse en la resignación, humanismo, leyes y mil «razones» más para optar por la ley del menor esfuerzo. Y, por ese camino, también se llega al aborto: ¿para qué tener hijos? ¡No sea que nazcan como Charlie Gard! ¡No! Es más responsable abortar.”

Luis García nos amonesta por escribir “papa” con minúscula inicial, para referirnos al santo padre:

“Observo que insistentemente cuando se refieren al papa, lo escriben con minúscula. Hace daño a la vista esta falta de ortografía.”

Nota de los editores. Según la Fundeu, que recoge el consenso de las Academias de la Lengua Española, “la palabra papa tiene que ir con minúscula inicial en todos los casos”. Esta norma “se aplica igualmente a las palabras pontífice, obispo de Roma y santo padre, utilizadas como sinónimos de papa”. Pueden los suscriptores consultar aquí la respuesta de la Fundeu a esta duda ortográfica.

Envíanos comentarios, pistas de noticias y críticas a brief@actuall.com.

Únete a nuestra conversación en Twitter y Facebook.

Que pases un buen día.

¡Hasta mañana!

La Redacción de Actuall.

Comentarios

Comentarios