Así es, actualler mucho más que unas elecciones. 

El domingo ganaste, ganamos, una batalla que llevábamos décadas librando. El objetivo era que la defensa de la vida, la familia y las libertades entraran con fuerza en el Congreso de los Diputados.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Y por primera vez en tantos años, lo has conseguido, lo hemos conseguido.  ¡Felicidades!

¿Cuánto hacía que no conseguíamos ver representados en la sede de la soberanía nacional el derecho a vivir, la defensa de la familia, la fortaleza de la unidad nacional, la libertad de educación, la condena del adoctrinamiento de género

¿Cuánto hacía?

¿Desde la llegada de la democracia? ¿Tal vez un poco después, desde la llegada de Felipe González?

Y por fin el pasado domingo logramos introducir una cuña muy potente en defensa de la vida, la familia y las libertades.

¡En estas elecciones han ganado nuestros valores!

La operación centrista de Pablo Casado, ese viraje ideológico entre las elecciones de abril y estas últimas, ha fracasado. Porque es verdad que el PP ha aumentado el número de diputados, pero se ha quedado muy por debajo de sus expectativas.

Hablaban en las horas previas de superar los cien escaños y cometieron un error impresionante: se jugaron la última baza con un mensaje de tinte socialdemócrata, el de Ana Pastor, en un debate de La Sexta.

¿A qué votante del PP iba a convencerle un discurso como el de la exministra de Rajoy, tan pegado a los valores de la izquierda, en una nueva traición a los valores fundacionales del PP?

Los indecisos y muchos de los que pensaban votar a Casado vieron a Ana Pastor y corrieron a cambiar su voto. Hasta un millón de votantes del PP pasaron a Vox y seguro que su viaje estuvo provocado por mensajes socialdemócratas como el de Ana Pastor.

Y allí donde el PP no ha enviado un mensaje centrista e incluso socialdemócrata, los votantes le han respaldado. Por ejemplo cuando una valiente Cayetana Álvarez de Toledo plantó cara a la izquierda en el debate de portavoces, rechazando el dogma feminista del “no es no”. O en Cataluña, donde no se ha andado con paños calientes para decir alto y claro lo que Casado y Pastor tenían que haber aplaudido con las orejas.

Ahora vamos a observar con mucha atención lo que sucede en las próximas horas. 

¿Se atreverá Pablo Casado a seguir con su deriva socialdemócrata apoyando directa o indirectamente una investidura promovida por la izquierda?

En cuanto a Vox, muy bien su defensa de nuestros valores, su pelea por la convivencia y la unidad nacional, su denuncia de la tramposa memoria histórica y de la injusta ley de violencia de género. 

Y ahora, a empezar una nueva etapa de especial vigilancia. Porque ahora les toca empezar a cumplir

No se les puede pedir todo, ni exigirlo de manera inmediata, ni pretender que consigan el 100 por cien de sus promesas sin una mayoría absoluta en el Congreso.

Habrá que tener en cuenta las circunstancias en cada momento. Pero donde sea posible y cuando se den las circunstancias que lo permitan, en ese momento exigiremos de Vox el cumplimiento de su programa.

De momento, {{lead.First Name:default=actualler}}, a celebrar que estamos de enhorabuena porque nuestros valores tienen representación en el Congreso.

¡Ya era hora!

Comentarios

Comentarios