Concentración de HazteOir.org por la liberación de Yousef Nadarkhani en 2010./ HO
Concentración de HazteOir.org por la liberación de Yousef Nadarkhani en 2010./ HO

No es la primera vez que el régimen islamista de Irán condena a Yousef Nadarkhani, un pastor cristiano empeñado en evangelizar en el país de los ayatolás. Y probablemente no sea la última. Pero va a ser necesaria una nueva movilización para proteger su vida.

En el año 2009, Nadarkhani fue condenado a muerte por el hecho de ser cristiano. En realidad, había protestado por la decisión del Gobierno de imponer la enseñanza del Islam a todos los alumnos, a pesar de que la Constitución iraní contempla la libertad religiosa.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

Cuando fue llamado a declarar, fue encarcelado por protestar. Tiempo después sus cargos mutaron por los de apostasía del islam y evangelización hacia los musulmanes. Le ofrecieron la libertad a cambio de la apostasía del cristianismo y se negó.

Para tratar de ‘convencerlo’, detuvieron también a su esposa, que fue encarcelada y condenada a cadena perpetua. Sus hijos quedaron a cargo de un familiar. Afortunadamente, un abogado consiguió recurrir la sentencia y lograr su liberación.

La condena a la pena capital fue ratificada y sólo una movilización mundial logró librarle de la horca

En agosto de 2010, Yousef fue condenado de forma verbal a muerte. Ante la falta de una sentencia escrita, los abogados no pudieron recurrir la decisión ante la Corte Suprema de Irán.  Un año más tarde, la condena a la pena capital fue ratificada y sólo una movilización mundial logró librarle de la horca.

Iraní, hijo de padres musulmanes, abrazó el cristianismo a los 19 años. Ahora tiene 40 años y dos hijos adolescentes. Y pese a las amenazas y los riesgos, sigue empeñado en evangelizar.

Hace un año, Yousef, juntoa otros cristianos, fue detenido en el transcurso de una celebración y fueron acusados de violar la ley islámica por beber el vino del cáliz. Fueron condenados a recibir 80 latigazos. 

Yousef, junto a sus compañeros Mohammadreza Omidi, Yasser Mossayebzadeh y Saheb Fadaie, acaba de ser condenado de nuevo a 10 años de prisión por practicar su religión.

La plataforma MasLibres.org en defensa de la libertad religiosa ha lanzado una petición dirigida al ministro de Justicia de IránMostafa Pourmohammadi, en la que se reclama su liberación de nuevo.

Comentarios

Comentarios

Compartir
Nicolás de Cárdenas fue inoculado por el virus del periodismo de día, en el colegio, donde cada mañana leía en su puerta que “la verdad os hará libres”. Y de noche, devorando los tebeos de Tintín. Ha arribado en su periplo profesional a puertos periodísticos de papel, internet, televisión así como a asociaciones cívicas. Aspira a morir diciendo: "He combatido bien mi combate, he corrido hasta la meta, he mantenido la fe".