Las autoridades chinas prohíben a los niños acudir a misa y unirse a grupos cristianos.

Las autoridades comunistas de China están tomando medidas contra el cristianismo diciendo a más de un centenar de iglesias cristianas que los niños tienen prohibido asistir a servicios religiosos y unirse a grupos cristianos, según ha informado LifeSiteNews.

En agosto, más de un centenar de iglesias en Wenzhou, dentro de la provincia Zhejiang, donde vive una gran parte de población cristiana, recibieron avisos oficiales de que a los niños se les prohibirá entrar en cualquier iglesia. 

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

A los líderes de la iglesia se les dijo que los menores serían rechazados en las puertas, aunque estuvieran acompañados por sus padres.  

Las autoridades chinas afirman que la asistencia a la iglesia frena a los menores a la hora de “desarrollar una cosmovisión correcta y un conjunto de valores”.

Los funcionarios han advertido que los inspectores del gobierno “mandarán investigaciones abiertas e infiltradas” los domingos a las iglesias estatales

Los funcionarios han advertido que los inspectores del gobierno “mandarán investigaciones abiertas e infiltradas” los domingos tanto a las iglesias estatales como a congregaciones subterráneas para que se cumpla esta prohibición.

Además, en junio la capital de Hunan, Changsha, organizó una reunión de “emergencia” para “estabilizar” las escuelas chinas. El director de la Oficina de Educación, Liang Guochao, dijo que el gobierno va a “impedir que las religiones se infiltren en las escuelas y guíen a los estudiantes”.

Además de prohibir que los niños asistan a misa, la nueva ofensiva también prohíbe que los menores se unan a cualquier grupo cristiano, participen en actividades religiosas y escuchen sermones. Los maestros en las escuelas también tienen prohibido asistir a la iglesia.

La persecución contra los cristianos en China se hizo más intensa en 2014 cuando el gobierno prohibió cruces en Zhejiang. Para 2016, el plan para erradicar el cristianismo era oficial y abierto. El líder chino Xi Jinping comenzó una campaña formal para “sinicizar” (hacer más chino) la religión haciendo cumplir el ateísmo en toda la nación.

Comentarios

Comentarios

Compartir
Natural de Talavera de la Reina. Graduada en Periodismo y Titulada Superior en Edición en Medios Digitales por el Centro Universitario Villanueva. Sus primeros pasos en el mundo del periodismo fueron en Europa Press, RNE, Castilla-La Mancha TV e Intereconomía TV.