Etiquetas Mensajes etiquetados con "Censura"

Censura

Cualquiera puede sentirse ofendido por cualquier opinión que no coincida con la suya o, simplemente, con la constatación con un hecho comprobable que les deprima. No sé, cualquier día les ofende el Teorema de Pitágoras, no lo descarten.

El actor James Woods ha sido acusado por Twitter por "inteferir" en las próximas elecciones de mitad de legislatura de los EStados Unidos. "Lo irónico es que Twitter me acuso de afectar el proceso político, cuando en realidad su prohibición sobre mí es la interferencia verdaderamente atroz", ha explicado.

Ese empieza a ser el sentimiento: que quien no comparte al milímetro la vulgata progresista no está meramente equivocado, sino que está mal de la cabeza. Lo suyo no es una opinión errónea que deba combatirse en un debate libre y abierto, sino un virus que hay que atajar sin contemplaciones.

El acoso y censura de la ideología de género en el ámbito educativo se ha cobrado su penúltima víctima: el profesor Germund Hesslow. Neuropsicólogo desde hace 30 años, cometió la 'osadía' de señalar, de acuerdo a la ciencia, que hay diferencias biológicas naturales entre el hombre y la mujer.

Sólo Podemos e Izquierda Unida pretenden establecer la censura previa en El Puerto de Santa María (Cádiz) contra una conferencia de HazteOir.org. El pasado mes de mayo, el delegado de la asociación en Cádiz fue agredido en la cabeza por radicales LGTBI cuando se dirigía a un acto similar.

Según una reciente encuesta publicada por Pew Research Center, la mayoría de los republicanos y los demócratas creen que los sitios web de redes sociales al menos "un tanto" censuran los puntos de vista políticos.

Un tribunal berlinés obliga a la red social a restaurar un comentario de un usuario que además había sido bloqueado durante 30 días. Si no lo cumple, deberá indemnizar con 250.000 euros.

La organización provida ha situado carteles para concienciar sobre el problema del aborto aludiendo al asesinato de bebés niñas como “feminicidio”, lo que ha sacado de sus casillas a progresistas y feministas. El ayuntamiento de la ciudad ha prohibido la cartelería violando la libertad de expresión.

La red social dirigida por Mark Zuckerberg bloquea todos los anuncios relacionados con la próxima votación sobre el aborto que procedan de fuera del país.