Inicio Etiquetas Cultura

Etiqueta: cultura

La Generalidad catalana obligada a devolver los papeles de Salamanca en un año

La Generalidad está obligada a devolver al Archivo de Salamanca los 400.000 documentos que desde hace años retiene ilegalmente en su poder. El presidente de 'Salvar el Archivo de Salamanca' Policarpo Sánchez, afirma que “el cerco legal a la Generalidad y el Ministerio es ahora más estrecho que nunca”.

La hipocresía progre

Es verdad que ese viaje tenía riesgo, lo sabían y él lo asumía, pero quería acercarles el Evangelio. No olvidemos quiénes son los asesinos. Desproveerles de la carga de culpa que tienen, es un modo sutil de desproveerles de dignidad.

Por qué amo España

Ridiculizan a España, evitan incluso pronunciar su nombre y se refieren a ella como “este país”. No se interesan por su historia ni su cultura; no se identifican con su bandera o su himno y sólo se permiten enarbolarlos en los partidos de la selección de fútbol. En ellos parece que hay bula para mostrar las enseñas nacionales.

In Memoriam: Luis Miguel Martínez Otero

Luis autor de más de una docena de libros (El Grial de Montserrat; la Cruz; El Priorato de Sión, los que están detrás; Los Iluminati: la trama y el complot…..) con traducciones a varios idiomas incluido el ruso, poliglota, erudito, cristiano profundo, desmitificador de mitos.

Cruda realidad / Cataluña como espejo deformante de España

El caso catalán es un espejo del Callejón del Gato. La izquierda, a nivel de toda España, es como los “indepes” de Cataluña: quiere gobernar en el sentido más amplio de la palabra, perpetuarse, cambiar el mundo, y por eso ambiciona Educación y Cultura.

Nuestros monumentos, por los suelos

Un mausoleo romano repleto de escombros y basura. Una ermita excavada en la roca con las paredes cubiertas de grafiti e inscripciones. Un monasterio abandonado desde la época del funesto Mendizábal y en el que los muros apenas soportan el paso del tiempo.

Cruda realidad / Necesitamos un Gramsci

Desde un punto de vista eminentemente práctico y no confesional, el único medio que tenemos a nuestro alcance es duro, largo y penoso: la conquista de la cultura. O, al menos, ganar en la cultura, más aún que en la política, una influencia significativa.