Etiquetas Mensajes etiquetados con "Inmigración"

Inmigración

En Budapest se hizo patente una vez más la fractura moral entre la Europa occidental y la central-oriental. Cuando hablaban políticos checos o húngaros, se oían cosas que resultarían impensables en Francia, UK o España.

Las argucias desplegadas para demostrar que Europa no puede sino resignarse a la inmigración masiva son muy variadas. El villano oficial seguirá siendo “la ultraderecha”, y el euro-progresismo seguirá entonando “We are the world, we are the children” hasta el final.

No parece ajeno a este hecho la promoción de la sexualidad lésbica o gay que, por su naturaleza, son uniones estériles. No se puede pedir a cada día menos jóvenes y mileuristas que nos mantengan a más ancianos y con mayores pensiones, es una ecuación imposible.

Lo suyo hoy sería que hiciera un resumen del año que ha terminado, pero me aburre hasta el infinito mirar atrás; o una serie de predicciones para el que empieza, pero el riesgo es demasiado grande y no me la juego. Haré algo parecido a esto último: una serie de axiomas políticos para entender nuestro tiempo y, por tanto, el que llega.

El universalismo de “fronteras abiertas”, sostiene Dandrieu, “no es conforme al verdadero espíritu católico, ni a la naturaleza humana”, pues “las civilizaciones tienen un instinto legítimo de supervivencia”.

En España se cometen muy pocos homicidios, menos de uno por día. Los extranjeros, sean inmigrantes africanos o residentes europeos, también delinquen poco, pero lo hacen en una proporción mayor que su porcentaje en la población total. ¿A qué se debe esa diferencia?

Los españoles estamos hartos. Y es por esa razón por la que en Andalucía el voto de castigo va a ir a parar a Vox. Y como saquen un gran resultado (las últimas estimaciones de voto ya les otorgan más de 3 diputados) que se vayan preparando en toda España.

Si ahora damos un cheque en blanco a Vox y/o no ayudamos a que el debate sea también sobre estos temas, no nos quejemos después. Algunos nos criticaron o no entendieron nuestra humilde campaña, pero creo que la realidad nos está dando la razón.

Es odio, y no lógica ni razón, lo que alimenta a unos canallas que aquí piden fronteras abiertas pero luego aplauden que se mate a un intruso en una remota isla.