Álvaro Zulueta, Magadalena Korzekwa-Kaliszuk y Caroline Craddock
Álvaro Zulueta, Magadalena Korzekwa-Kaliszuk y Caroline Craddock ante la OSCE / CitizenGo

CitizenGO y HazteOir.org han comparecido este martes ante la Organización de Seguridad y Cooperación de Europa (OSCE) para denunciar, entre otras cosas, el genocidio que existe en muchas parte del mundo por culpa del aborto selectivo. Una denuncia que cobra especial significado en un día como hoy, en el que se pretende celebrar el Día del aborto seguro.

Caroline Craddock habló en representación de HazteOir.org para denunciar esta práctica. Aunque el aborto es uno de los grandes males que asolan al siglo XXI, el aborto selectivo se encuentra entre las peores causas para decidir quitar una vida, pues no sólo se mata al hijo, sino que se hace por motivo de su sexo.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

En base a esta tremenda discriminación, Craddock pidió a la OSCE, organismo que lucha contra la discriminación, que no permita que una barbaridad como esa sea posible y quede impune.

Además, aprovechó la oportunidad para exigir el cese de toda actividad abortiva, lo que no es otra cosa sino un crimen de una madre contra sus hijos y que priorice la protección a los ninos y a la familia.

Defensa de la familia natural

En ese sentido se manifestó también Magdalena Korzekwa-Kaliszuk, directora de campañas de CitizenGO Polonia, que pidió una defensa del matrimonio natural formado entre un hombre y una mujer.

La promoción que hace la OSCE de la igualdad de género, espetó Magdalena, carece de sentido cuando la diferencias biológicas entre el hombre y la mujer así como el acceso a la maternidad de la mujer no son reconocidos y son prácticamente perseguidos.

CitizenGo exige que se respete el derecho, la elección, de la mujer a trabajar, a ser madre o a quedarse en su casa cuidando de sus hijos

Y es que lo que demanda esta plataforma formada por alrededor de 4,5 millones de personas, exige que se respete el derecho, la elección, de la mujer a trabajar, a ser madre o a quedarse en su casa cuidando de sus hijos.

Sólo una promoción por parte de la OSCE de la maternidad de la mujer primero y después en apoyo a su carrera profesional supone una verdadera defensa de la igualdad.

Comentarios

Comentarios