AmbulanciaVida.com frente al Tribunal Constitucional
AmbulanciaVida.com frente al Tribunal Constitucional

El Constitucional planea resolver el recurso de inconstitucionalidad contra la llamada ‘Ley Aído’ 11 años después. Así lo publica El País en la mañana de este jueves.

Las presiones ejercidas han tenido su éxito. Por una parte, la demanda presentada por 20 de los diputados del PP que presentaron el recurso de inconstitucionalidad ante Estrasburgo y contra el Constitucional por retardo malicioso. Por otra, la querella presentada por Abogados Cristianos contra el actual ponente, Andrés Ollero. Y por último, las concentraciones frente al Tribunal Constitucional de ‘Los niños son Intocables’ y AmbulanciVida.com entre otros.

Algunas personas creen que La Sexta da información.

Suscríbete a Actuall y así no caerás nunca en la tentación.

Suscríbete ahora

El momento es ahora porque actualmente la composición del Tribunal Constitucional da mayoría conservadora. Tras la renovación pretendida por Sánchez la mayoría sería ‘progresista’ y probablemente avalaría la reforma. En la información publicada por El País se señala que la primera ponencia fue encargada a la magistrada Elisa Pérez Vera, quien ‘bendijo’ la reforma.

El asunto quedó empantanado tras el anuncio del gobierno Rajoy de reformar la Ley Aído. Los magistrados optaron por no complicarse en un asunto tan complejo si el gobierno pretendía legislar. Por eso Pérez de los Cobos reconoció en El Mundo en el 2014 que ni su antecesor Pascual Sala ni él habían llevado el asunto al pleno.

El actual presidente Juan José González Rivas, tampoco lo ha querido llevar a pleno. Argumenta a quien le quiere escuchar que no goza de mayoría suficiente para una declaración de inconstitucionalidad. Pero las presiones de los últimas días han hecho que el asunto se desempolve.

Es posible que González Rivas tenga razón. Pero tras la renovación la situación será mucho peor. Y además todos son conscientes del deterioro institucional que supone que un asunto calificado de urgencia lleve en el cajón 11 años.

Por supuesto que el tema es complejo políticamente. Porque en caso de declararse inconstitucional, el Tribunal habría estado 11 años permitiendo que se violara un derecho fundamental como el derecho a la vida. Y habrían sido más de un millón de abortos practicados con un texto inconstitucional.

Pero decir lo contrario también es complejo jurídicamente porque el mismo Tribunal Constitucional ya dijo en 1986 que «el nasciturus es un bien jurídico protegible». Si es protegible no puede ser disponible. Así que el Tribunal Constitucional tiene que resolver si privilegia la cuestión política o la jurídica. Apasionante tensión.

Comentarios

Comentarios