Imagen referencial sobre eutanasia y cuidados paliativos.
Imagen referencial sobre eutanasia y cuidados paliativos.

Al mismo tiempo que el Parlamento Español debate el proyecto de ley sobre la eutanasia y el suicidio asistido, los médicos canadienses consideran que es esencial llamar la atención sobre los peligros y  fracasos de estas leyes que han estado vigentes en Canadá desde el 2016.

Desde un principio, ha existido una presión constante para normalizar y expandir estas prácticas y también abandonar las garantías establecidas para proteger a las personas vulnerables.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

El gobierno canadiense está estudiando ahora la extensión de la eutanasia y el suicidio asistido a niños maduros y personas con enfermedades puramente mentales y trastornos cognitivos.

El consentimiento de un paciente para aprobar su eutanasia no puede ser libre e informado si el paciente no tiene acceso a una atención médica adecuada incluyendo los cuidados paliativos

Médicos y hospitales que se oponen a estas practicas están bajo presión para proporcionar la eutanasia o para remitir los casos a otros médicos que no se oponen, a pesar que esta acción viola sus principios éticos fundamentales.

El Dr. Saba alega que el consentimiento de un paciente para aprobar su eutanasia no puede ser libre e informado si el paciente no tiene acceso a una atención médica adecuada incluyendo los cuidados paliativos.

El argumento del Dr. Saba no es puramente teórico dado el informe de la ‘Comisión de Quebec sobre el cuidado al final de la vida’ que indico que las leyes de eutanasia no están siendo respetadas. En Quebec, se realizaron 52 casos no conformes a la ley en 2016-2017. La falta de servicios de salud en esta provincia y, en particular de los cuidados paliativos, fue denunciada recientemente por el presidente del Colegio de Médicos de Quebec, que es el órgano regulador de la práctica médica. El Colegio informó de que algunos pacientes buscaban eutanasia debido a la falta de cuidados paliativos.

El Dr. Saba sostiene que “las leyes canadienses actuales no son seguras. De igual manera, las leyes españolas propuestas tendrán el mismo resultado. No se puede implementar de forma segura la eutanasia y el suicidio asistido sin tener un sistema completo de cuidados paliativos activo y en funcionamiento. La gente necesita ayuda para vivir y no para suicidarse “.

El Dr. René Leiva, médico de familia, sostiene que las leyes canadienses actuales y las leyes españolas propuestas no protegen a los pacientes que desean poner fin a sus vidas prematuramente debido a razones de falta de esperanza, o futuro, o sentimientos de agobio, o ser carga a otros, o la falta de servicios médicos que tratarían su dolores y sufrimientos.

El Dr. Laurence Normand-Rivest, que es un médico de cuidados paliativos, recuerda al mundo que la legalización de la eutanasia y el suicidio asistido en Canadá y la ley española propuesta son contrarias a las prácticas en la gran mayoría de los países del mundo. Estas leyes protegen las vidas de sus ciudadanos y, en particular, de aquellos que enfrentan enfermedades, discapacidades y condiciones que podrían hacerlos candidatos para la eutanasia y el suicidio asistido.

La Asociación Médica Mundial, que comprende 114 países en todo el mundo, ha rechazado sistemáticamente la eutanasia y describe esta práctica como no ética. Actualmente, solo 6 países del mundo tienen leyes que legalizan la eutanasia o el suicidio asistido. Esto representa menos del 2% de la población mundial.

Los doctores Paul Saba, Rene Leiva y Laurence Normand-Rivest son miembros de la Alianza de Médicos contra la eutanasia, que representa a más de 1.100 médicos canadienses.

También te puede interesar:

Día de la vida/ Un hospital canadiense quiere echar a un discapacitado si no acepta la eutanasia

Comentarios

Comentarios