Piden que se declare en peligro de extinción a las personas Down

Las personas con síndrome de Down son prácticamente exterminadas en muchos países al ser detectadas por escaneo genético antes de nacer. La Sociedad Canadiense del Síndrome de Down ha lanzado una campaña en la que denuncia el genocidio que sufren estas personas.

0
1020

El origen del Síndrome de Down fue hallado por el investigador francés Jérôme Lejeune pocos años después de haber tratado a un niño de estas características. A sus 32 años, descubrio que uno de esos niños contaba con 47 cromosomas, uno más de los 46 habituales. La hoy conocida trisomía en el par 21. Fue el primero en descubrir el origen genético de una enfermedad.

Su descubimiento bien hubiera valido el Premio Nobel y de hecho estuvo en las quinielas, pero la corriente eugenésica, el ‘racismo cromosómico’, se lo impidió. Su postura contraria a la aprobación de la ley del aborto en Francia le granjeó no pocas enemistades públicas, incluido en el mundo científico, donde había probado de forma sobrada su valía.

Actuall depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo la cultura de la vida, la familia y las libertades.

Haz un donativo ahora

La misma ideología que despreció la ciencia de Lejeune es la que hoy en día ha logrado que en numerosos países del mundo las personas con Síndrome de Down sean eliminadas de forma casi sistemática antes del nacimiento. En algunos de ellos, con una eficacia del 100% de los que son detectados a través de las pruebas de diagnóstico prenatal y de cribado cromosómico.

Frente a este genocidio, la Socidad Canadiense del Síndrome de Down ha lanzado una campaña audaz en la que llama la atención sobre este hecho comparando su situación a la de determinadas especies animales en peligro de extinción, que merecen la atención y el esfuerzo pedagógico, presupuestario y político que se les niega a las personas con Síndrome de Down.

De hecho, las personas con Síndrome de Down cumplen con los requisitos que la propia Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza establece para incluir a las especies en su lista roja de animales en peligro de extinción, como por ejemplo que su población haya caído entre un 80 y un 90 por ciento en los últimos 10 años. 

El vídeo de la campaña cuestiona al espectador sobre la razón por la que personas con Síndrome de Down se disfrazan de oso polares, pandas o leones y reclama con ironía que estas “personas, personas, personas” sean reconocidas como en peligro de extinción.

También te puede interesar:

El genocidio de las personas con síndrome de Down

Comentarios

Comentarios

Compartir
Nicolás de Cárdenas fue inoculado por el virus del periodismo de día, en el colegio, donde cada mañana leía en su puerta que “la verdad os hará libres”. Y de noche, devorando los tebeos de Tintín. Ha arribado en su periplo profesional a puertos periodísticos de papel, internet, televisión así como a asociaciones cívicas. Aspira a morir diciendo: "He combatido bien mi combate, he corrido hasta la meta, he mantenido la fe".